La presidenta del Gobierno de Navarra, Yolanda Barcina ha afirmado que está en su "derecho" a defenderse legalmente y a esperar a que la Justicia se pronuncie sobre el 'caso Caja Navarra' "antes de adoptar decisiones de carácter político".

"Hasta que el Tribunal Supremo pueda llegar a pronunciarse o a realizar las investigaciones oportunas lo que todos deberíamos hacer es trabajar en la resolución de los problemas que afectan al bienestar de las expectativas vitales de los navarros y ser capaces de llegar a acuerdos", ha trasladado la jefa del Ejecutivo navarro a los grupos políticos en una comisión parlamentaria, a petición de Bildu.

La presidenta del Gobierno foral ha considerado que está viviendo "una batalla desigual" en relación al caso Caja Navarra, puesto que "desde el primer día han dado por probada la culpabilidad de unas personas que está investigando la justicia sobre unos delitos sobre los que existen distintas versiones entre los expertos jurídicos".

Como ejemplo se ha referido a la postura de la Fiscalía, "el órgano que defiende a los intereses del Estado y sus administraciones" y que "no sólo no aprecia indicios de delito" en el cobro de dietas en CAN, "sino que ha solicitado, además, el sobreseimiento de la denuncia".

"Como mínimo las personas que se están investigando tienen el derecho a la presunción de inocencia y tienen el beneficio de la duda", ha reivindicado Barcina, para criticar que Bildu "está utilizando toda su artillería frente a esta presidenta que todavía no ha tenido oportunidad de defenderse porque no he sido llamada a declarar".

Por ello, la también presidenta de UPN ha pedido "prudencia" sobre las investigaciones en torno a Caja Navarra y ha demandado que se deje que la Justicia "haga su trabajo desde el máximo respeto, y con el convencimiento de que finalmente triunfará la verdad".

Sobre el cobro de dietas

Respecto al cobro de dietas en Caja Navarra, Barcina ha resaltado que ella ha hecho "algo inusual en política, como es pedir perdón a la ciudadanía por los errores, no irregularidades" y por "aceptar un sistema de retribuciones fijado décadas antes en las Cajas navarras y en el resto de Cajas del país". "Ahora todos pensamos que había que haber modificado este sistema que nadie en nuestra Comunidad denunciaba públicamente", ha agregado.

Además, la jefa del Ejecutivo navarro ha ensalzado que tuviera la iniciativa de devolver las dietas que percibió tanto de la Junta de Entidades Fundadoras como de la Permanente y ha incidido en la idea de que ella fue "quien terminó con el sistema de dietas existentes en su momento en los órganos de la CAN, que sigue siendo un activo de gran valor que pertenece a la ciudadanía".

Críticas a bildu

En su intervención, Barcina ha sido muy crítica con la actitud de Bildu y ha censurado que la coalición "ha escogido a CAN como el único tema en uno de los momentos más difíciles con unos inaceptables niveles de desempleo y una deuda pública que alcanza cuotas preocupantes".

En su opinión, Bildu está aprovechando el momento para "derribar a esta presidenta del Gobierno, esa pieza política que tanto les incomoda para conseguir esa tan ansiada Euskal Herria, utilizando todos sus resortes políticos, mediáticos y económicos y todo su entramado de asociaciones y colectivos".

"Están aprovechando sus denuncias en los juzgados para tergiversar los trámites judiciales, mientras que otros editan panfletos insultando y demonizando a la presidenta y organizando manifestaciones presuntamente espontáneos", ha agregado la jefa del Ejecutivo foral.

En este sentido, Barcina ha sostenido que a Bildu "jamás le ha interesado Caja Navarra, ni su devenir, ni cuando ha ido bien ni cuando no ha ido tan bien" y ha asegurado que al parlamentario de la coalición, Maiorga Ramírez, "sólo le ha interesado la Caja cuando estuvo a punto de entrar en el Consejo de Administración".

"Desde el primer día Bildu ha difundido campañas llenas de manipulaciones y falsedades, un ejercicio de cinismo al que nos tenían acostumbrados ante sus actitudes frente al terrorismo", ha expuesto la presidenta navarra, quien cree que la coalición "sólo respetará el veredicto final de los jueces si es favorable a sus tesis".

A juicio de la presidenta, "si el proceso judicial no termina" como Bildu desea "no pedirán disculpas por el daño causado sino que aprovecharán la ocasión para arremeter contra las instituciones judiciales".

Algunos grupos siguen pidiendo su dimisión

En el turno de réplica de los grupos parlamentarios, la parlamentaria de Bildu Bakartxo Ruiz ha calificado la intervención de Barcina como "vergonzosa" y ha considerado que la situación de Navarra "cada vez es más insostenible", puesto que la presidenta "no ha asumido ninguna responsabilidad sobre lo sucedido en Caja Navarra".

Ha reclamado a la jefa del Ejecutivo foral que presente su dimisión para que el caso se siga investigando en los tribunales de Navarra y ha insistido en la "necesidad" de constituir una comisión de investigación sobre CAN en el Parlamento.

Por parte de UPN, Carlos García Adanero ha reprochado a Bildu que "los tribunales de justicia les dan garantías en la medida que les dan la razón" y ha considerado que a la coalición "les da igual lo que hay en todo este proceso" y sólo quieren "buscar beneficio".

Sobre la creación de una comisión de investigación, el parlamentario regionalista ha incidido en que su único objetivo es "mantener viva la llama para ver si hay suerte e ir contra UPN, porque no les conviene hablar de programa, ya que acabarían derrotados".

En representación del PSN, Roberto Jiménez, tras mostrar su respeto a "todas las decisiones judiciales y de todas las instancias judiciales, porque todos son tribunales de España", ha remarcado que "estamos en un proceso abierto que hay que esperar a ver cómo acaba", si bien ha pedido a la presidenta que "no haga victimismo" sobre el tema.

Ha considerado el secretario general del PSN que "aquí hay un problema, que lo juzgarán los Tribunales, por la existencia de la Permanente" y ha reclamado a Barcina que "no haga la del calamar y no extienda la tinta por todos los sitios".

Por parte de Aralar-NaBai, Juan Carlos Longás también ha opinado que la situación de Navarra en la actualidad es "insostenible" y ha considerado que Barcina con su actitud "se parece a Luis XIV, porque identifica las críticas que se puedan hacer a su persona y a su situación como ataques a Navarra".

A juicio del parlamentario de Aralar-NaBai, Navarra "no se merece la situación actual ni el hecho de que de todos los presidentes de la Comunidad sólo uno no haya estado en entredicho judicial".

Por su parte, el 'popular' Enrique Martín de Marcos ha considerado "desacertado e inadecuado" que Bildu haya reclamado esta comparecencia, ya que considera que forma parte de "su campaña de acoso y derribo al Gobierno de Navarra y a su presidenta".

Ha trasladado el parlamentario del PPN su "total confianza" en las investigaciones judiciales que se están llevando a cabo sobre CAN y ha esperado que todo se aclare "lo antes posible". "Ese será el momento de asumir o exigir las posibles responsabilidades", ha manifestado.

Desde las filas de Izquierda-Ezkerra, Txema Mauleón ha vuelto a exigir a Barcina que "dimita y que convoque nuevas elecciones" en aras a que se "pueda conformar un Gobierno estable con nuevas mayorías y dar a Navarra una esperanza de salida".

"Actualmente estamos en una situación francamente sin rumbo, sin esperanza", ha sostenido Mauleón, quien ha pedido a Barcina que "no lance el mensaje de que con ella como presidenta o el miedo".

Consulta aquí más noticias de Navarra.