La alcaldesa de Alicante, Sonia Castedo, ha afirmado que entiende y defiende las protestas de los colectivos ciudadanos, si bien ha asegurado que "nunca" defenderá "agresiones" como las registradas el pasado lunes en la ciudad tras el acto inaugural del AVE, cuando varias personas que se habían concentrado frente a la terminal alicantina se enfrentaron con agentes de la Policía Nacional, quienes denunciaron lanzamiento de piedras.

Castedo se ha expresado en estos términos en declaraciones a los periodistas tras presentar este miércoles el cupón de la ONCE dedicado a las fiestas de las Hogueras de San Juan, preguntada por cómo valora los incidentes ocurridos este pasado lunes a las puertas de la estación, en cuyo interior se encontraban, entre otras autoridades, el Príncipe de Asturias y el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

"Como lo valoraría cualquier persona que esté en contra de cualquier tipo de agresión, me parece tremendo, que hayan venido de Albacete o de Murcia en trenes y en autobuses para estar tirando piedras, insultando y tirando canicas", ha manifestado.

Igualmente, ha subrayado que entiende y defiende las protestas de los colectivos ciudadanos, ya que lo ha hecho "siempre", si bien ha recalcado que no puede defender, ni lo va a hacer "nunca, las agresiones que se produjeron allí, jamás".

Del mismo modo, interpelada sobre la posibilidad de incidentes similares durante los actos que se celebrarán en las próximas fiestas de las Hogueras de San Juan, ha indicado que "cuando hay incontrolados" no se puede "saber si pueden aparecer o no", aunque ha subrayado que no vive "pendiente de si se manifiestan o no de esa manera". "Voy a lo que tengo que ir, hago lo que tengo que hacer, y puedo asegurar que no me quitan ni un minuto de mi tiempo, ni uno", ha incidido.

Consulta aquí más noticias de Alicante.