Naruhito visita Sevilla
Naruhito planta un cerezo junto a la escultura de Hasekura Tsunenaga. EFE

El príncipe heredero de Japón, Naruhito, ha visitado esta mañana la localidad sevillana de Coria del Río, donde hace cuatro siglos desembarcó la Embajada Keicho, encabezada por el samurái Tsunenaga Hasekura (1571-1622,) con la misión de conseguir relaciones comerciales con Nueva España (México)  y el envío de misioneros a Japón.

Naruhito llegó a la localidad sevillana sobre las 11.00 h, procedente de la capital, en un barco en el que recorrió el Guadalquivir y fue recibido por la delegada del Gobierno en Andalucía, Carmen Crespo; el consejero andaluz de Justicia e Interior, Emilio de Llera; y el alcalde del municipio, Modesto González, entre otras autoridades.

La delegación se dirigió, entre vítores y aplausos de vecinos, sobre todo niños, que portaron banderas de España y Japón y carteles en japonés para dar la bienvenida a la delegación, hasta el parque donde se encuentra una estatua dedicada a Hasekura. Allí, plantó un cerezo, de unos dos metros de alto, muy presente en la cultura japonesa, símbolo de despedidas y regresos.

Este será el primero de árboles que a partir de octubre plantarán turistas japoneses. Unos 3.000 la visitan anualmente. A partir de ese mes se tomarán muestras de ADN en la localidad para estudiar científicamente la relación entre Japón y Coria.

Además, a un grupo de vecinos que portan el apellido Japón, descendientes de miembros de la Embajada Keicho que se quedaron en la localidad tras contraer matrimonio con vecinas del lugar. Entre ellos, Juan Manuel Suárez Japón, rector de la Universidad Internacional de Andalucía; y José Japón Sevilla, exárbitro de fútbol.

Visita a un colegio

Naruhito firmó en el libro de honor del Consistorio coriano y visitó, asimismo, el colegio público Vicente Neria, donde se interesó por fotografías antiguas de la localidad y de la Virgen del Rocío. También tuvo la oportunidad de escuchar al coro del centro interpretar la canción Hanawasaku (Las flores florecen), un canto a la esperanza que emocionó a algunos integrantes de la delegación japonesa, y a unos escolares recitar El lagarto está llorando, de Federico García Lorca.

El príncipe nipón, en visita oficial a España desde el pasado lunes, almuerza ahora en el Real Alcázar de la capital hispalense, donde el alcalde, Juan Ignacio Zoido, le ha ofrecido un alumerzo.

Esta tarde se reunirá con el presidente de la Junta, José Antonio Griñán, en el Palacio de San Telmo y, posteriormente, visitará el Archivo de Indias, donde inaugurará la exposición De Japón a Roma en busca del sol de la cristiandad: la embajada de Hasekura, que réune documentos originales de la Embajada Keicho. Permanecerá abierta al público hasta agosto.

Asimismo, está previsto que visite el Museo del Baile Flamenco, que dirige la bailaora Cristina Hoyos. Su visita a España continuará este sábado en Santiago de Compostela, desde donde regresará a Japón, tras concluir los actos inaugurales del año dual, que conmemoran 400 años de relaciones hispano-japonesa.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.