El presidente del PP de Gipuzkoa, Borja Sémper, ha asegurado que nadie quiere "cargarse" el sistema y todos los políticos quieren consolidar un sistema de pensiones públicas y de calidad, pero ha advertido de que la realidad económica y demográfica obliga a repensar la situación.

"Hay dos modelos: el de aquéllos que no quieren hacer nada o sólo dar mítines, pero que no garantizan las pensiones, y quienes creemos que hay que actuar y que los que hoy cotizan puedan cobrar las pensiones", ha explicado en declaraciones a Radio Euskadi, recogidas por Europa Press.

Sémper ha afirmado que hay una realidad objetiva por encima de circunstancias coyunturales y es que la esperanza de vida aumenta y la población es más envejecida. Tras señalar que el sistema actual fue diseñado para una pirámide población distinta que la que tenemos y a la que vamos a tener a futuro, ha explicado que hay que ver "cómo hacemos para que funcione". "Algo hay que hacer, algunas reformas hay que incorporar y la fórmula del Gobierno es muy positiva", ha agregado.

Después de las recomendaciones del comité de expertos que plantean ligar las pensiones a los ingresos de la Seguridad Social, el dirigente popular ha precisado que ahora son políticos, en el seno del Pacto de Toledo, los que deben decidir. "Llega el momento de la política y tenemos que estar a la altura. Objetivamente hay un problema técnico matemático al que hay que dar respuesta", ha considerado.

Borja Sémper ha afirmado no ser partidario de retrasar más la edad de jubilación y ha rechazado que el elemento clave del problema de las pensiones sea sólo el paro. "El envejecimiento de la población, la inversión de la tabla de envejecimiento, hay más población envejecida que cotizantes, eso nos obliga a repensar el sistema tal y como estaba pensado hace 30 años", ha indicado.

Consulta aquí más noticias de Vizcaya.