La Diputación de Lleida ha aportado 126.000 euros en subvenciones a la elaboración de Planes de Acción de Energía Sostenible (PAES) de 65 municipios que se han comprometido a reducir su emisión de CO2 a la atmósfera.

Son la práctica totalidad de los 70 que han pedido ayudas en la convocatoria abierta por la Diputación para elaborar PAES para cumplir su compromiso con el pacto de alcaldes y alcaldesas de la Unión Europea (UE) por la eficiencia energética para reducir el CO2.

Cerrada la convocatoria, el número de ayuntamientos que se ha sumado al pacto ha aumentado, ya ha llegado a 88, por lo que la Diputación, según ha avanzado este miércoles el vicepresidente del Patronato de Promoción Económica de la institución, Pau Perdices, estudia la posibilidad abrir una segunda convocatoria en junio.

Con diferencias en función de la población, en líneas generales la subvención supone un 50% del coste de los PAES, estudios que darán una fotografía del gasto energético y las emisiones de cada municipio en 2005.

El punto de referencia para la elaboración de los planes son los criterios derivados del protocolo de Kioto sobre el cambio climático que entró en vigor en 2005.

Ese documento servirá de base a los ayuntamientos comprometidos con el pacto para reducir un 20% el consumo de energía, consumir un 20% de energía renovable y disminuir en un 20% las emisiones.

En la lista de municipios están todas las capitales de comarca salvo Mollerussa, les Borges Blanques y Balaguer.

Consulta aquí más noticias de Lleida.