La Asociación Pro-Deficientes Psíquicos de Alicante (APSA) ha cifrado en más de 1,7 millones de euros la deuda que desde 2011 mantienen la Generalitat Valenciana y entidades locales con la institución, por lo que ha anunciado un "cese temporal" de sus servicios en caso de que la Conselleria de Empleo "no cumpla" con su "compromiso" de abonar cerca de 400.000 euros la próxima semana.

Así lo han explicado este miércoles la presidenta de la asociación, Isabel Manero, y el gerente, Carlos Giner, quienes han resaltado que esta situación ha provocado que a sus 334 trabajadores se les adeuden dos mensualidades, si bien han añadido que otros 553.000 euros recibidos este pasado martes del departamento autonómico de Bienestar Social, correspondientes al primer tramo de la subvención de 2013, han permitido pagar dos nóminas y media también pendientes.

En este sentido, Manero ha subrayado que la Conselleria liderada por Asunción Sánchez Zaplana "se encuentra actualmente al corriente" en sus pagos, y ha afirmado que el importe abonado esta semana "es un balón de oxígeno, aunque no suficiente".

No obstante, Giner ha concretado que la administración debe un total de 1.760.547 euros en el periodo comprendido entre los años 2011 y 2013, de los que 471.533 corresponden a APSA y otros 1.289.014 a sus centros especiales de empleo (CEE) de Limencop, Avimar y Terramar.

Del mismo modo, ha subrayado que "el principal deudor" es la Conselleria de Economía, Industria, Turismo y Empleo, que mantiene más de 1,4 millones de euros pendientes de pago, por lo que ha apuntado que este "incumplimiento sitúa a APSA en una situación delicada", y ha recalcado la "necesidad de una regularización de la deuda de manera urgente".

Calendario de movilizaciones

El gerente ha señalado que este departamento comunicó a la institución, que atiende a cerca de 2.000 personas con discapacidad o riesgo de padecerla, que la próxima semana abonaría una cantidad cercana a los 400.000 euros, pese a lo cual se han previsto una serie de movilizaciones en caso de que ese compromiso no se lleve a cabo "antes del 5 de junio".

Giner ha concretado que entre estos actos se ha programado la participación de la asociación en la concentración convocada el próximo martes por la Unión Provincial de Asociaciones (Upapsa) en la capital alicantina, así como el "cese temporal" de los servicios de APSA durante los días 6 y 7 de junio, cuando también se realizarán protestas ante la Delegación Territorial del Gobierno valenciano en la ciudad.

Asimismo, Manero ha subrayado que debido a esta situación, la tradicional Cena de San Pedro, celebrada desde hace 37 años con el objetivo de recaudar fondos, se ha pospuesto como muestra de "respeto y solidaridad" hacia los trabajadores.

Consulta aquí más noticias de Alicante.