La madre del bebé rescatado de la tubería de un baño en China asegura que nunca fue su intención que acabara ahí, y que todo se debió a un accidente.

Según explica la policía a través de la red social Weibo, la madre "lamenta profundamente lo ocurrido". "Dice que corrió al baño después de sentir dolores en la tripa, y allí dio a luz al bebé", añade.

La mujer, cuya identidad no ha trascendido, habría perdido al bebé a través del agujero del baño e intentado posteriormente agarrarlo con un palo. Al no poder recuperar al bebé, decidió tirar de la cadena para eliminar la sangre y llamar al propietario contando que había escuchado un ruido extraño.

El vídeo del rescate muestra cómo los vecinos, con la ayuda de los bomberos, recuperaron el cuerpo con vida del recién nacido, que se encuentra en el hospital recuperándose.