Un total de 52 estudiantes de Bachillerato de centros educativos leoneses conocerá el próximo lunes día 6 a partir de las 10.30 horas los trabajos de restauración del retablo del Santo Cristo de la Catedral de León y la reja gótica que cierra su capilla de la mano de la Fundación del Patrimonio Histórico de Castilla y León.

En concreto, se han programado tres visitas a lo largo de la mañana en las que los estudiantes recibirán las explicaciones de la restauradora María Luisa López Ávila, que les detallará los pormenores de la intervención.

Esta actuación responde a los objetivos de la Fundación del Patrimonio Histórico de que la historia, la calidad artística y el proceso de restauración de las obras en las que interviene sean conocidos por la sociedad, además de fomentar la educación patrimonial dirigida a los más jóvenes.

Por otra parte, el taller de restauración in situ en la capilla del Santo Cristo permite a quien visite la Catedral seguir también estos trabajos. Además, durante estos meses, se exponen algunas de las piezas para que puedan observarse y hay audiovisuales que dan idea del avance de la intervención, todo ellos con ese mismo fin divulgativo, según ha informado la Fundación del Patrimonio Histórico en una nota recogida por Europa Press.

El retablo del Santo Cristo presenta daños en su soporte tales como ataque biótico, piezas desencajadas, roturas y pérdidas, así como modificaciones fruto de intervenciones anteriores en los siglos XIX y XX. Igualmente, en la policromía se observan barridos, levantamientos, lagunas y repintes; los barnices protectores están oxidados; el conjunto presenta suciedad acumulada, restos de humo y ceras, mientras que las tallas de los Evangelistas muestran un mejor estado general porque se restauraron para diversas exposiciones, lo que resta unidad estética al conjunto.

La reja se mantiene sólida en su estructura, salvo por el movimiento de algunos barrotes, que no compromete la estabilidad del conjunto. Algunos elementos están deformados, doblados, rotos o con grietas y hay una leve oxidación en varios elementos de hierro.

Intervenciones anteriores o usos inadecuados como soporte de cables y focos también han dejado huella. Por este motivo, la pintura está dañada con degradaciones, levantamientos, craquelados, grietas y lagunas y la suciedad acumulada ha propiciado en algunas zonas la captación de humedad y las patologías que esto conlleva.

INTERVENCIÓN

La recuperación del retablo plateresco comenzó el pasado mes de marzo y partió del conocimiento en profundidad de su historia, características y necesidades, una investigación previa tras la cual los restauradores han comenzado a aplicar tratamientos de limpieza, desinsectación, eliminación de adiciones y cuerpos extraños, relleno de pérdidas, reintegración de policromías y dorados. Conseguir el encaje de la estructura, dañada por sucesivos movimientos y traslados, tiene especial importancia en este proceso restaurador.

En la reja, repujada en el siglo XV y bastante reformada después, la actuación se orienta a devolver su apariencia general, muy desvirtuada por las intervenciones históricas y a reforzar su estructura mediante la eliminación de grietas y deformaciones. Además, se restaura la mesa del altar, la tarima, la bancada de madera y los dos apoyos de piedra que sustentan la reja, un proceso que concluirá este verano.

Esta intervención supone una inversión de 74.000 euros. La Fundación del Patrimonio Histórico aporta la mitad de este presupuesto, además de dirigir y supervisar la restauración, mientras que el cabildo de la Catedral de León aporta el 50 por ciento restante.

Obra de juan de balmaseda

Por su parte, el retablo del Santo Cristo de la Catedral de León, situado en la cabecera del templo, data del primer tercio del siglo XVI y las tallas renacentistas de este Calvario y las de los cuatro Evangelistas que lo rodean son obra de Juan de Balmaseda. La reja gótica de hierro forjado y dorado que cierra esta capilla es de finales del siglo XV, con modificaciones de los siglos XIX y XX.

Esta es la tercera intervención de la Fundación del Patrimonio Histórico en la Catedral leonesa. Anteriormente, en 2009, recuperó las pinturas murales de Nicolás Francés en la capilla de Santa Teresa y en 2003 las vidrieras NI, NII y NIII.

La Fundación del Patrimonio Histórico de Castilla y León es una entidad privada, sin ánimo de lucro, constituida en 1997 para fomentar la conservación, restauración y difusión del patrimonio castellano y leonés. En su trayectoria ha desarrollado cerca de 700 actividades de restauración, investigación, formación, difusión y edición de publicaciones.

Por otra parte, el carácter social de la Fundación y su faceta de entidad generadora de riqueza y de empleo se ponen de manifiesto en la creación de 551 puestos de trabajo a jornada completa entre los años 2008 y 2012.

Consulta aquí más noticias de León.