Cerebro humano
Representación del cerebro humano. ARCHIVO

La epilepsia se caracteriza por uno o varios trastornos neurológicos que deja una predisposición en el cerebro para generar convulsiones recurrentes. Estas convulsiones, lo que llamamos el ataque epiléptico, suelen tener consecuencias neurobiológicas, cognitivas y psicológicas.

Según los datos de la Sociedad Española de Neurología (SEN), la epilepsia afecta a unas 300.000 personas en España, a las que se suman 20.000 nuevos casos cada año. Las crisis epilépticas se tratan de manera más que aceptable en la actualidad y en la mayoría de los casos se curan en la pubertad. Pero no siempre es así.

La prevención del daño del hipocampo es una potencial estrategia terapéuticaEn este sentido, investigadores internacionales han logrado identificar dos proteínas que previenen el daño de ataques epilépticos en el hipocampo. Entre ellos se encuentran expertos españoles del Centro de Investigación Biomédica en Red sobre Enfermedades Neurodegenerativas (CIBERNED)

Las lesiones provocadas en el hipocampo tras un ataque epiléptico podrían prevenirse con la inducción de dos proteínas, la ATF5 y la CHOP. Estas proteínas atenúan los daños neuronales derivados de los estados epilépticos.

La prevención del daño del hipocampo es una potencial estrategia terapéutica para mitigar y prevenir la epilepsia. El estudio –dos trabajos, en realidad– ha sido publicado en la revista sobre neurología Brain.

El ATF5 sería de aplicación en la epilepsia del lóbulo temporal, un tipo de epilepsia de difícil tratamiento que cursa con neurodegeneración del hipocampo. Por su parte, los niveles de CHOP, según el estudio realizado en ratones, inciden en la vulnerabilidad del hipocampo.

Las investigaciones han sido elaboradas por un equipo de profesionales entre los que se encuentran Jesús F. Torres-Peraza, Raquel Martín-Ibáñez, M. Rosario Fernández-Fernández, Miriam Esgleas, Josep M. Canals, y José J. Lucas.