Skype añade nuevos servicios a su telefonía por Internet

El servicio de telefonía por Internet de Skype crece como la espuma y y tiene ya un número potencial de usuarios que supera los 100 millones. La compañía acaba de lanzar dos nuevos servicios: un número global y un contestador.
La telefonía por Internet, se está convirtiendo en la verdadera amenaza para las operadoras tradicionales, que tendrán que acomodar sus modelos de negocio o adaptarse a los tiempos que corren. Telefónica ya ha anunciado que comenzará a obtener servicios de este tipo a finales de año. El viernes pasado Skype anunció dos mejoras en su servicio SkypeIn: un contestador y un acceso telefónico en ocho países (Estados Unidos, Hong Kong, Reino Unido, Francia, Suecia, Noruega, Finlandia o Dinamarca). Con SkypeIn, los usuarios del servicio disponen de hasta tres números telefónicos. SkypeIn permite recibir llamadas en el ordenador provenientes de teléfonos convencionales por un precio de 13 dólares al trimestre. Con el nuevo servicio, si un usuario de Londres, de viaje en Nueva York, recibe una llamada desde Madrid, la persona que llama pagará el coste de una llamada entre Londres y Madrid.

Si en septiembre pasado el número de usuarios potenciales de Skype (número de descargas de su programa) era de 21 millones actualmente son más de 100 millones los usuarios potenciales.

Para usar Skype basta un ordenador con altavoces, un micrófono e instalar gratuitamente el programa Skype. Además de la gratuidad de las llamadas entre usuarios que usan el ordenador, Skype permite mantener un número global, de forma que un usuario puede contestar desde cualquier parte del mundo a su número de teléfono, independientemente de dónde se encuentre. "Esto convierte a Skype en mucho más ubicua", ha declarado a Reuters el consejero delegado y cofundador de la compañía, Niklas Zennstrom.

El crecimiento de la compañía se basa sobre todo en la migración mundial de consumidores hacia las comunicaciones a través de Internet, porque hasta hace poco la telefonía basada en la red era utilizada principalmente por empresas, hasta hace muy poco. "Los nuevos servicios representan una nueva fuente importante de ingresos para la compañía", dijo Zennstrom.

Establecida en Luxemburgo, afirma que su servicio prepago actual, denominado SkypeOut y que permite a los usuarios llamar desde sus ordenadores a números fijos en todo el mundo a un precio reducido, ya tiene alrededor de 1,2 millones de usuarios registrados.

Zennstrom cofundó Kazaa, el software de ordenador para compartir archivos Peer-to-peer que permitió a millones de personas descargar música gratis de Internet, afectando notablemente a las compañías discográficas. Ahora amenaza con hacer lo mismo a las operadoras de telefonía.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento