El sector crítico del PSOE de Pontevedra que conformó una candidatura alternativa en el último congreso provincial ha defendido este lunes que se cumpla lo acordado en el último Comité Nacional, a fin de que el próximo secretario xeral se elija tras un proceso de consulta a la militancia que sea "independiente" de la elección de delegados.

De hecho, desde el punto de vista del grupo que lideran la alcaldesa de Silleda, Paula Fernández Pena; el regidor de Caldas de Reis, Juan Manuel Rey; y el exedil de Pontevedra José Manuel Valcárcel, los compromisarios deben tener como "única tarea ratificar lo que las bases decidan" en esa consulta previa.

Así las cosas, en medio del proceso de redacción del reglamento pactado entre el PSdeG y Ferraz para que la militancia de PSdeG elija a su próximo secretario xeral a través de un sistema de delegados adscritos a un candidato, este sector ha recordado que ésta no es la fórmula que obtuvo "el 95 por ciento de apoyo" del último Comité Nacional.

En este escenario, "mientras no se ratifique que lo aprobado se cumple", este grupo ha hecho constar —a través de un comunicado— que "no es el momento de hablar de nombres ni de caras". "No consideramos la participación activa en ningún proceso que no se celebre bajo tales circunstancias", ha añadido, en referencia a la participación de la militancia.

Junto con ello, reclama "abrir un camino de avance democrático en el funcionamiento" del PSdeG, con el cumplimiento de la máxima 'un militante, un cargo', la limitación de mandatos y las listas abiertas. En clave política, defiende abordar "el futuro de las diputaciones, el fin del Concordato y la cobertura sanitaria pública, universal y gratuita", entre otras.

Se trata, según sus propias palabras, de impulsar "más democracia" y "más política, más cerca de las bases que de las cúspides".

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.