La Casa Masó de Girona ha sido admitida por la Iconic Houses Network, una prestigiosa red que agrupa casas de arquitectos y casas que tienen una especial significación dentro de la arquitectura moderna, y se suma a la Casa Batlló, el Palau Güell y la casa-museo Gaudí del Parque Güell en Catalunya.

Según ha informado el consistorio gerundense en nota de prensa, para la Casa Masó, que se inauguró hace un año, formar parte de esta red significa un "importante reconocimiento y un paso importante" en la difusión internacional de la obra de Rafael Masó.

La red fue creada en octubre de 2012 por Iconic Houses Foundation, con sede en Amsterdam, con la voluntad de identificar y agrupar las casas más significativas de la arquitectura moderna y promover su conservación, estudio y visita.

La red ya agrupa 108 casas repartidas por cuatro continentes, pero concentradas principalmente en Europa y Estados Unidos.

Los criterios para formar parte de esta lista son cuatro: la casa esté reconocida por su importancia en el desarrollo de la arquitectura moderna; esté diseñada por un arquitecto que haya tenido un papel influyente en la arquitectura del siglo XX; se mantenga en su estado original o que haya sido restaurada de forma fiel, y esté abierta al público o sea accesible para ser vista desde el exterior.

El comité que evalúa las solicitudes está formado por los directores de la Casa Van Schijndel de Utrecht, de la Villa Tugendhat de Brno, de la Casa Schindler de Los Ángeles, de la Fundación Alvar Aalto de Helsinki y de Fallingwater.

Consulta aquí más noticias de Girona.