El importe de los efectos de comercio devueltos por impago en la Comunitat Valenciana asciende a 47,4 millones de euros en febrero, lo que supone un descenso del 19 por ciento por ciento respecto al mismo mes de 2012 y de un 48,6 por ciento en términos anuales, según ha informado este lunes el Instituto Nacional de Estadística (INE).

Extremadura (con un 4,2 por ciento), Principado de Asturias y Canarias (ambas con un 4,1 por ciento) y Baleares (con un 4,0 por ciento) presentan los mayores porcentajes de importe de efectos impagados sobre vencidos. Por su parte, Cantabria, Comunidad de Madrid y Navarra (con un 2,7 por ciento) presentan el menor porcentaje.

A nivel nacional, el número de efectos de comercio comprados a plazos y devueltos por impago de familias y empresas bajó un 14,8 por ciento en febrero en relación a igual mes de 2012, hasta sumar 274.907 efectos.

De esta forma, la morosidad en los comercios encadenó en febrero diez meses de descensos interanuales. El importe total de los efectos de comercio devueltos impagados bajó un 30,8 por ciento en febrero, hasta los 432 millones de euros, mientras que el importe medio se situó en 1.570 euros, un 18,8 por ciento menos respecto a febrero de 2012.

El porcentaje de los efectos de comercio impagados sobre vencidos alcanzó el 3,2 por ciento en el segundo mes del año 2013, siete décimas por debajo del registrado en febrero de 2012. El importe medio de los efectos vencidos (2.036 euros) fue superior al de los impagados (1.570 euros), pero inferior al de los efectos pagados (2.056 euros).

En total, el número de efectos vencidos superó los 6,7 millones en febrero pasado, un 10 por ciento menos respecto a igual mes de 2012, y su importe fue de 13.685 millones de euros, un 13,7 por ciento menos en tasa interanual. En tasa mensual (febrero sobre enero), el importe de los efectos vencidos bajó un 10,2 por ciento, mientras que el de los efectos impagados se redujo un 18,2 por ciento, la tasa más baja de los últimos tres años.

Consulta aquí más noticias de Valencia.