La Asociación de Maltratados por la Administración (AMA), que engloba a los afectados por derribos en Cantabria, ha acordado dar "un voto de confianza" al Gobierno regional y a su presidente, Ignacio Diego, al que concede un plazo de nueve meses para que cumpla su promesa de que antes de que acabe el año habrá una solución positiva para todos los afectados por estas sentencias.

En caso contrario, es decir, si para el 2 de enero de 2014 no hay tal solución, AMA pedirá la dimisión del también líder del PP autonómico, según ha indicado a Europa Press el portavoz de este colectivo, Ciriaco García.

En declaraciones a esta agencia, ha explicado que en la reunión extraordinaria celebrada esta mañana en la sede de AMA en Argoños para valorar la promesa del presidente se ha acordado esperar nueve meses, pero no más, pues ya llevan "muchos años de mentiras y engaños" y no están "dispuestos a seguir así".

En este punto, García ha indicado que los afectados han estado de acuerdo en aguardar hasta el próximo año debido al compromiso que existía por parte del Ejecutivo de solucionar su problema antes de que acabara la presente legislatura.

"Vamos a dar un voto de confianza y aguantar un poco más", ha señalado el portavoz de AMA, agrupación que desarrollará, de forma paralela, iniciativas y acciones de protesta.

ACCIONES

Así, durante estos nueve meses mantendrá reuniones con el Gobierno para que les informen de cómo van a acometer la solución para todos los afectados.

Además, el próximo martes, 16 de abril, se reunirán a las 10.30 horas con portavoces de los tres grupos parlamentarios (PP, PRC y PSOE) en la sede de la Cámara, para tratar de buscar vías legislativas (a través de los parlamentos autonómico y nacional) que pongan fin a su problema. Previamente, a las 9 horas, un grupo de afectados acudirá al Pleno de Argoños.

En este sentido, García ha apuntado que AMA asistirá a las sesiones plenarias de los distintos ayuntamientos, al igual que mantendrá la marcha prevista en julio a Santander.

También en la capital, pero el 25 de mayo, los afectados se concentrarán, a las 12 horas, frente a las obras del Centro Botín, para expresar que "si hay solución" para "ganar terreno al mar", también debe haberla para "legalizar las viviendas de personas inocentes".

En la asamblea, que se ha desarrollado durante dos horas, también se ha puesto de manifiesto que el Plan de Derribos presentado por el Gobierno en septiembre de 2011 "es papel mojado" y "no sirve para nada", ya que "no se ha cumplido", por lo que se ha decidido "dejarlo totalmente aparcado".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.