El Boletín Oficial de Castilla y León publicará este lunes dos convocatorias de subvenciones por importe de 370.000 euros, destinadas a proyectos de integración de la población inmigrante en la sociedad de Castilla y León.

Así lo han explicado fuentes de la Junta a través de un comunicado en el que también detallan que el objetivo que persigue la Consejería de la Presidencia con estas ayudas consiste en impulsar la colaboración con entidades locales y sin ánimo de lucro cuyo fin sea la integración de los más de 173.000 inmigrantes que residen en la Comunidad.

Además, en este ejercicio 2013 se priorizarán por primera vez programas que tengan un carácter integral, de manera que se destinarán las subvenciones a programas que cuenten con un servicio de atención, información y asesoramiento. Del mismo modo, esos programas deberán incluir acciones dirigidas a facilitar a las personas inmigrantes el acceso a los servicios sociales, sanitarios y educativos, así como información sobre sus derechos y deberes, apoyo administrativo, orientación laboral o mediación intercultural —entre otras alternativas—.

Por otra parte, las propuestas posibilitarán un servicio de formación y aprendizaje con el objeto de facilitar acciones formativas, "principalmente de enseñanza y refuerzo de la lengua española o del conocimiento de las instituciones y organización de nuestra Comunidad".

En este sentido, un servicio de participación y sensibilización para la promoción de actividades encaminadas a favorecer la interculturalidad y la convivencia entre la población inmigrante y la sociedad castellanoleonesa completan los objetivos.

En el caso de las entidades sin ánimo de lucro se incluye también una segunda línea de ayudas, por importe de 50.000 euros, dirigida a acciones formativas para favorecer expresamente el aprendizaje del español como "elemento común de integración para superar las dificultades y barreras lingüísticas, sociales y culturales".

La Junta de Castilla y León apoya de esta manera a las entidades que facilitan la integración social de inmigrantes y da cumplimiento a los compromisos previstos en el II Plan de Inmigración 2010-2013.

Ii plan integral de inmigración 2010-2013

La meta del II Plan de inmigración 2010-2013 pasa por "favorecer la integración social garantizando el acceso en igualdad de condiciones a los servicios básicos para la ciudadanía, así como facilitar la inserción e integración laboral al mercado de trabajo con igualdad de oportunidades".

Con esos fines, el plan se apoya sobre cuatro pilares básicos: empleo, salud, educación y vivienda, "sin perjuicio del desarrollo de aquellos que incrementan en bienestar de la población, tales como los servicios sociales, la igualdad de género o la cultura y el deporte".

Como dato concreto, en 2012 la Junta de Castilla y León apoyó un total de 50 proyectos de las características mencionadas, de los que 27 estaban dirigidos a programas de integración y educación, de orientación y de asesoramiento social y jurídico, de intervención social a favor de las personas en situación de riesgo o exclusión social, de atención a familias inmigrantes y de inclusión social.

A su vez, se respaldaron 23 propuestas llevadas a cabo por entidades locales, que se centraron en la prestación de información sobre derechos y deberes de los extranjeros, de los recursos básicos de la zona o de la realización de los informes sociales de arraigo o de habitabilidad de la vivienda.

Población inmigrante en castilla y león

Respecto al número de extranjeros empadronados en el año 2012 en Castilla y León, la cifra ascendió a 173.509. De ellos, 90.712 (un 50,28 por ciento) proceden de la Unión Europea y 82.797 (47,72 por ciento) son extracomunitarios.

Además, el empadronamiento de ciudadanos extranjeros en la Comunidad es superior a la media nacional. Así, mientras en Castilla y León la población inmigrante aumentó un 0,4 por ciento, en el conjunto nacional descendió el 0,27 por ciento.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.