Tensión en Corea
Soldados surcoreanos vigilan en un puesto de centinela en la Zona Desmilitarizada, situada en la frontera con Corea del Norte, cerca de Imjingak, provincia de Gyeonggi-do. Jeon Heon-kyun / EFE

Corea del Norte advirtió este viernes al Reino Unido de que no podrá "garantizar la seguridad" de las "embajadas y organizaciones internacionales" a partir del 10 de abril en caso de que se desate un conflicto.

Reino Unido pide a Pyonyang "trabajar constructivamente con la comunidad internacional"

El mensaje del Gobierno norcoreano fue recibido en la embajada del Reino Unido en Pyongyang, según informó el Ministerio de Exteriores británico, que señaló que por el momento no tiene planes para retirar a su misión diplomática del país. "Estamos dialogando con nuestros aliados internacionales sobre el desarrollo de esta situación. Todavía no se han tomado decisiones al respecto y no hay planes inmediatos para retirar nuestra embajada", informó el Foreign Office en un comunicado.

El Ministerio de Exteriores británico subrayó que "en las últimas semanas el Gobierno norcoreano ha elevado las tensiones en el área de la península de Corea a través de una serie de declaraciones públicas y otras provocaciones". Por ese motivo, el Foreign Office reiteró su "condena a Corea del Norte por ese comportamiento" y urgió al gobierno de Pyonyang a "trabajar constructivamente con la comunidad internacional".

El primer ministro británico, David Cameron, aseguró el jueves que el régimen de Kim Jong-un es "altamente impredecible y agresivo" y que ha desarrollado misiles balísticos que podrían convertirse en una amenaza para el Reino Unido. Por ese motivo, el líder conservador subrayó la necesidad de mantener su sistema "Trident" de submarinos nucleares ante la "continua y creciente" amenaza de Corea del Norte.

Francia y Rusia no prevén la evacuación

Rusia estudia la situación aunque se niega a evacuar su personal. "Estamos intentando aclarar la situación", afirmó Serguéi Lavrov, ministro de Exteriores ruso, que se encuentra de visita en Uzbekistán. Lavrov precisó que las autoridades del régimen comunista no presentaron la evacuación como una decisión final. "Estamos en estrecho contacto con nuestros socios chinos, al igual que con los estadounidenses, surcoreanos y japoneses, es decir, con los participantes en las negociaciones a seis bandas", añadió.

Un portavoz de la Cancillería rusa está estudiando la petición con cautela, ya que "evacuar una embajada es tarea no de un día, ni de dos, ni de una semana". "Consideramos categóricamente inaceptable la línea de instigar la histeria militar. Confiamos en la máxima moderación y sangre fría por parte de todas las partes implicadas", añadió en un comunicado.

Evacuar una embajada es tarea no de un día, ni de dos, ni de una semanaLa embajada rusa es precisamente una de las pocas misiones diplomáticas extranjeras acreditadas ante el régimen comunista norcoreano. Además, figuran las embajadas de Alemania, Reino Unido, China, Irán, Cuba, Brasil, Suecia, Polonia, República Checa, Bulgaria, Rumanía, India, Pakistán, Siria y de varios países árabes y asiáticos.

El Ministerio de Exteriores francés indicó por su parte que no prevé evacuar a su personal. "Nos tomamos la situación en serio y estamos en estrecha coordinación con nuestros socios europeos y con las agencias de Naciones Unidas. En esta fase no está planteado evacuar al personal de la oficina francesa de cooperación, compuesta por dos agentes", señaló un portavoz ministerial.

Francia no cuenta con una embajada porque no mantiene relaciones diplomáticas con Corea del Norte, pero sí dispone de una oficina sobre el terreno, cuyo director fue convocado este viernes por el Ministerio norcoreano de Exteriores, junto con el resto de jefes de misiones diplomáticas.

Miedo a un ataque de EE UU

La noticia coincide con las informaciones desde Seúl de que Corea del Norte ha colocado en lanzaderas móviles dos misiles Musudan, cuyo alcance se estima en unos 4.000 kilómetros, y desplegado dos buques para interceptar proyectiles en el Sur. En opinión de Alexandr Zhebin, director del Centro de Estudios Coreanos ruso, "Corea del Norte quiere llamar la atención de Rusia, China y otras potencias sobre el peligro de la situación en la península coreana".

"Los norcoreanos no están satisfechos con la reacción de la comunidad internacional. Probablemente tengan miedo a un ataque de EE UU, ya que Washington está desplegando portaaviones y buques en la región", dijo. Zhebin, antiguo corresponsal de la agencia soviética Tass en Pyongyang, considera que la propuesta norcoreana "no es muy acertada", ya que decir a las embajadas que abandonen el país es una decisión que tiene siempre consecuencias políticas.

Corea del Sur despliega dos destructores

La Armada de Corea del Sur ha desplegado dos destructores Aegis en su litoral, en respuesta al traslado por parte de Corea del Norte de varios misiles capaces de alcanzar objetivos surcoreanos y estadounidenses, según han informado fuentes militares. Un alto cargo militar ha revelado que la Armada ha enviado un destructor Aegis equipado con un sistema de radar SPY-1, capaz de rastrear cientos de objetivos a unos 1.000 kilómetros de distancia, en la costa occidental y oriental del país.

"Si Corea del Norte lanza un misil, nosotros seremos capaces de seguir su trayectoria", ha dicho el alto cargo militar, bajo condición de anonimato, a la agencia de noticias Yonhap. Además, ha revelado que las fuerzas surcoreanas también han puesto en marcha el sistema de radar Green Pine y el avión de alerta temprana Peace Eye.