La Sociedad Zaragoza Alta Velocidad (ZAV) y representantes del sindicato bancario formado por ocho entidades crediticias, han firmado este martes, 26 de marzo, un acuerdo sobre las condiciones económicas del contrato de crédito concedido a la citada sociedad y que permite su reestructuración.

ZAV es una sociedad mercantil participada por Adif, con un 37,5 por ciento de su capital social, Renfe Operadora, que detenta el 12,5 por ciento de las acciones, el Ayuntamiento de Zaragoza y la Diputación General de Aragón, a través de la Corporación Empresarial Pública de Aragón, que son propietarios cada uno de ellos del 25 por ciento de su capital.

Durante el pasado mes de febrero, se alcanzó un principio de acuerdo entre la Sociedad Zaragoza Alta Velocidad 2002 (ZAV), sus accionistas y el sindicato bancario, liderado por BBVA e integrado, además, por el Banco de Santander, Bankia, el Instituto de Crédito Oficial, Caixabank, Banesto, Ibercaja y NCG Banco, para reestructurar el contrato de crédito concedido a la Sociedad, cuyo importe ascendía a 360 millones de euros y que se encontraba vencido desde el pasado 31 de diciembre.

El acuerdo alcanzado determina la aplicación de un tipo de interés variable y distribuye los compromisos económicos entre las entidades participantes en ZAV en función de su porcentaje de participación en dicha Sociedad.

Este acuerdo supone igualmente la estructuración de la nueva financiación en dos tramos. El primero, de 230 millones de euros, será amortizable en un período de seis años que finalizará el 31 de diciembre de 2018, y el segundo tramo, por importe de 130 millones de euros, un año después.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.