Cientos de personas, convocadas por la Cumbre Social, se han manifestado este domingo por las calles de Pamplona para mostrar su rechazo al paro y para reivindicar "la regeneración de la democracia".

Los manifestantes, 3.000 según los organizadores y entre 800 y 1.000 según la Policía Municipal, han partido a las 12 horas desde la antigua estación de autobuses tras la pancarta 'Contra el paro. 6 millones de razones. Por una democracia social y participativa' y han finalizado la marcha con la lectura de un manifiesto en el Paseo Sarasate.

Durante la movilización, los participantes han portado pancartas y carteles como 'Navarra contra los recortes', 'Por el empleo público de calidad', 'No al recorte de las pensiones', o 'No a la reforma laboral'. Además, han coreado frases como 'Contra el paro, lucha obrera', ' No es una crisis, es una estafa', o 'Menos dietas, más empleo'.

Antes del inicio de la marcha, el secretario general de UGT de Navarra, Juan Goyen, ha afirmado, en declaraciones a los medios de comunicación, que esta manifestación se enmarca en la jornada de movilizaciones a nivel europeo convocada por la Confederación Europea de Sindicatos y en Navarra y España por la Cumbre Social.

Goyen ha mostrado su "repulsa y rechazo" a "toda esta política económica de recortes, que ellos les llaman ajustes y de ajustes no tienen absolutamente nada". "Es el recorte indiscriminado que está llevando a la sociedad europea, española y navarra a unos índices de miseria y pobreza que no se pueden aguantar", ha censurado.

Por ello, el líder sindical ha exigido que "esta política económica cambie" y que "le den un margen de esperanza al crecimiento, que es lo que va a traer la creación de empleo, y por tanto, la aminoración, por lo menos en un primer momento, de este nivel de pobreza que las personas están sufriendo".

Por su parte, el secretario general de CCOO de Navarra, Raúl Villar, ha defendido que "hay seis millones de razones para salir a la calle y en Navarra, 56.000". "El drama del desempleo es un problema de primera magnitud y los gobiernos lo que tienen que hacer es cambiar las políticas y empezar a poner a las personas en el centro de la acción política", ha señalado.

Además, Villar ha criticado "lo que está ocurriendo con todos los problemas de corrupción que están llevando a una situación totalmente insostenible" y ha exigido "un cambio radical en las políticas económicas que se están llevando a cabo".

"políticas fracasadas"

Al término de la marcha, representantes de la Cumbre Social han dado lectura a un manifiesto en el que han reprobado "las actuaciones de una Comisión Europea enrocada en políticas fracasadas que sólo provocan desigualdad, desempleo, miseria y exclusión social".

Asimismo, señalan que "el tiempo de las mentiras y los discursos huecos ha terminado". "Seis millones de personas en paro, más de 56.000 en Navarra, muchas de ellas sin recibir ningún tipo de prestación, 1,8 millones de hogares, 15.709 en Navarra, con todos sus miembros en desempleo, y cerca del 27 por ciento de la población española viviendo por debajo del umbral de la pobreza constituyen una realidad insoportable que, según todos los datos, se va a seguir agravando", han criticado.

Por otro lado, la Cumbre Social ha rechazado "el desmantelamiento de los servicios públicos y cualquier reforma unilateral del sistema público de pensiones" y ha advertido al Gobierno y a los grupos parlamentarios sobre "cualquier intento de engañar a la ciudadanía en la tramitación parlamentaria de la Iniciativa Legislativa Popular por la dación en pago y la paralización de los desahucios que desvirtúe sus principales objetivos".

Finalmente, ha rechazado "los casos de abierta complicidad entre cargos públicos y empresas, que corrompen el ejercicio de la actividad política y levantan ante los ojos de la sociedad un peligroso muro de desconfianza hacia las instituciones democráticas".

Consulta aquí más noticias de Navarra.