«Dalí impresionaba con su bigote y su bastón»

Humilde, servicial, discreto y siempre con una sonrisa.
Humilde, servicial, discreto y siempre con una sonrisa.
Humilde, servicial, discreto y siempre con una sonrisa.
El próximo enero se  jubila José Torezano, a los 65 años. Hoy sus compañeros le rinden un homenaje. Hace 50 entró como botones en el Alfonso XIII, para él «uno de los mejores hoteles del mundo». Luego fue ascensorista y  más tarde, el primer conserje. En su maleta se lleva secretos que nunca serán revelados.¿Cómo recuerda su primer día en el hotel?

Asustadillo. Entré con 14 años y el esplendor del hotel me impresionó. Asusta su majestuosidad. Parece más un palacio que un hotel.

¿Qué echa de  menos?

Tengo nostalgia de las alfombras, de los farolitos de los jardines y de  los muebles.

¿A quién ha conocido?

A Brigitte Bardot, Sofía Loren, Sara Montiel, Gina Lollobrigida, Grace Kelly, Lady Di, Victorio De Sica, Rock Hudson, Antonio El Bailarín, Plácido Domingo, Julio Iglesias. De mi época, Marisol, Joselito y Rocío Dúrcal.

¿Los más elegantes?

Dalí impresionaba con su bigote  y su bastón.

¿Su favorito?

Mario Moreno ‘Cantinflas’. Es mi ídolo. Cuando se montaba en el ascensor me pedía manipular la manivela. Lo hacía muy bien. Siempre iba a visitar  la Maestranza.

¿Una anécdota?

¡Tengo tantas! El Príncipe  subía los escalones de dos en dos; Ordóñez pedía la suite 15; Pedro Chicote la 5 ó la 6 y Antonio Bienvenida salía del hotel vestido de torero y de nazareno. Mandaba a los botones a comprar tortitas de manteca al horno de Carlos Cañal y tortas de aceite a Castilleja de la Cuesta.

¿Se llevará muchos  secretos?

Sí, pero no puedo decirlos.

¿Imagino que amoríos?

Como siempre y como ahora. Es ley de vida. Hoy son menos secretos y más descarados.

BIO

Nació en Arahal. Tiene 65 años. Entró en 1955 en el Alfonso XIII. Dice que no cambiaría nada de su vida.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento