El sindicato CCOO ha lamentado la primera muerte del año como consecuencia de un accidente laboral, si bien en la tarde de este jueves un varón de 49 años de edad perdía la vida al inhalar gases en el foso de una cooperativa de la localidad jiennense de Castillo de Locubín, tal y como recordaban fuentes sindicales en un comunicado de prensa.

En la nota, el sindicato señala que, "aunque ha sido una persona la que ha fallecido, podía haber sido una tragedia mayor en la que tres trabajadores hubieran perdido la vida en su puesto de trabajo", tal y como ha afirmado el responsable de Acción Sindical del sindicato Agroalimentario de CCOO en Jaén, Ángel Lahita, tras conocer la noticia.

"Más allá de que no se conocen las causas de cómo se ha producido exactamente este accidente laboral, lo que se pone de manifiesto es que hay una falta de información o formación sobre los trabajos en espacios confinados". Así, ha hecho un llamamiento para tener especial cuidado en este tipo de espacios donde la fermentación de los restos que allí hay generan "gases que consumen el oxígeno".

"Lo cierto es que hay que establecer unos protocolos de trabajo muy concretos para evitar estas consecuencias", según ha afirmado el sindicalista. Además, se pone de manifiesto la necesidad de "apostar por la cultura de la prevención en las empresas y de no escatimar en costes en esta materia, fundamentalmente en el sector agrario, ya que este es uno de los que tiene un mayor índice de siniestralidad laboral en la provincia de Jaén".

Asimismo, el pasado año 2012 se podría considerar "un buen año", toda vez que "no hubo ningún accidente con resultado de muerte en este sector", pero lo cierto es que situaciones como la ocurrida este jueves "se pone en evidencia que aún queda mucho por hacer para acabar con esta lacra social y laboral", ha sentenciado Lahita.

Consulta aquí más noticias de Jaén.