El alcalde de Santiago, Ángel Currás (PP), ha negado que, "en absoluto", "se premie o penalice" a concejales con la remodelación del Gobierno local que ha anunciado este viernes, sino que se busca "una mayor eficiencia" con una nueva estructura del Ejecutivo basada en siete grandes áreas para "racionalizar la gestión pública".

Entre las principales novedades de la remodelación se encuentra el refuerzo de las competencias de los concejales más próximos al alcalde, como es el caso de la primera teniente de alcalde, Reyes Leis, que en su área de Economía pasa a incorporar Empleo; mientras que María Pardo además de encargarse del área de Desarrollo Urbano Sostible, será la portavoz del Gobierno local en sustitución de Paula Prado. Además, Francisco Noya será el tercer teniente de alcalde y se encargará concejalía de Participación Cidadá.

Por su parte, María Castelao llevará una macroconcejalía de Servizos Sociais en la que se integrarán los concejales que estaban más próximos al grupo ligado a Paula Prado, el cual enfrentado a Ángel Currás, en donde están Rebeca Domínguez, que pierde Educación, y se queda con Xunvetude y mantiene Normalización Lingüística; mientras que Adrián Varela mantiene solamente Deportes, tras quedarse sin Xuventude.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.