El sindicato CCOO ha alertado este viernes de que los despidos colectivos aumentan casi un 80 por ciento en Asturias como consecuencia de la combinación de recesión y reforma laboral.

Asimismo, para el secretario de Acción Sindical de CCOO de Asturias, Gilberto García Buelga, el incremento de los ERE no pactados "supone un recorte del control social".

"En el actual contexto recesivo, estas facilidades han constituido una invitación a la destrucción masiva de empleo", añade Gilberto García Buelga en nota de prensa.

Del mismo modo, desde CCOO concretan que en 2012 se han llevado a cabo en Asturias 1.393 procedimientos de regulación de empleo aprobados por las autoridades laborales o comunicados, lo que supone un 50,3% más que en el ejercicio anterior. Estos expedientes han afectado a 22.127 trabajadores.

Además, en 2012 han crecido en un 123% las reducciones de jornada, con un total de 2.625. "Mas que en los cuatro años anteriores juntos", resalta el sindicato, señalando como "dato más alarmante", el crecimiento de los despidos colectivos, con 2.441 trabajadores que han visto extinguido su contrato en 2012, lo que supone un 79,7% más que en 2011.

"La reforma promueve unas relaciones laborales basadas en el conflicto y el enfrentamiento", agrega el responsable de Acción Sindical, para quien "la eliminación de la necesidad de autorización administrativa para los ERE supone un recorte del control social de las decisiones empresariales y está afectando gravemente a las posibilidades de alcanzar acuerdo con los trabajadores para mejorar las condiciones de la regulación o despido".

En 2012, la proporción de expedientes extintivos no pactados se situó en 2012 en el 16,4%, frente al 9,3% de 2011; y la proporción de trabajadores despedidos por estos expedientes no pactados subió hasta el 21,9%, frente al 11,2% del ejercicio anterior.

Consulta aquí más noticias de Asturias.