Varón, de 25 a 44 años, licenciado universitario y con la Unión Europea como destino, es el perfil del nuevo emigrante navarro, y que forma parte del fenómeno que se ha denominado "fuga de talento", según un informe elaborado por el Gabinete de Estudios de la UGT de Navarra.

El estudio está basado en el análisis cuantitativo de datos relativos a movilidad y en el análisis cualitativos de grupos de discusión y entrevistas en profundidad a expertos y, en especial, en relatos o historias de vida de personas emigrantes.

El informe señala que 771 personas salieron de Navarra al extranjero en 2011, según la Estadística de Variaciones Residenciales (EVR), que publica el Instituto Nacional de Estadística.

De esas personas, 476 eran personas nacidas en Navarra, 248 hombres y 228 mujeres, dato que implica un aumento del 235,2 por ciento respecto a 2005 y que no ha dejado de incrementarse desde entonces, salvo de 2008 a 2009, cuando descendió un 4,8 por ciento.

El estudio ha sido presentado en rueda de prensa por la secretaria de Empleo y Formación de UGT de Navarra, Idoia Remírez, y por Silvia Marraco y Txomin Turrillas, responsables del trabajo.

Según ha detallado Txomin Turrillas, por grupos de edad, en 2011 se registraron 200 variaciones residenciales de 0 a 14 años, frente a las 159 de 25 a 44 años. En los diez años analizados (2002 a 2011), el grupo de edad de 25 a 44 años ha protagonizado la emigración navarra, pero a partir de 2010 es superado por el tramo de 0 a 14 años, cambio debido a que en los tiempos de recesión económica las personas optan por emigrar con toda la familia.

Una de cada dos personas que variaron su residencia era de Pamplona y el 19,33 por ciento de Tudela. En lo que se refiere a los países de destino, los navarros prefirieron Reino Unido, Ecuador, Francia, Estados Unidos y Alemania, según el estudio.

Los perfiles más demandados por la ue

En lo que se refiere a los perfiles más demandados por países de la UE, Alemania cuenta con 400.000 ofertas de empleo en la Red Eures (el portal de empleo de la movilidad profesional en Europa), relacionadas principalmente con la ingeniera mecánica y automotriz, la metalurgia, la mecatrónica, la electricidad o la construcción, así como con los ámbitos de la salud, el turismo y la hostelería.

Por su parte, Reino Unido cuenta con 300.000 ofertas de la Red Eures relacionadas con ingeniería civil, el sector energético, la salud, la atención a personas, las nuevas tecnologías y los transportes.

En cuanto a Francia, con 60.000 ofertas, precisa profesionales de la electricidad y la electrónica, la hostelería, el turismo, la ingeniería mecánica y metalúrgica, la informática, la salud o la construcción.

Barreras para salir y retornar

Txomin Turrillas ha explicado que la principal barrera de los navarros que quieren emigrar es el idioma. También destacan los problemas burocráticos para homologar y convalidar titulaciones entre países.

Además, se suma el hecho de lo que los jóvenes navarros son los menos dispuestos a la movilidad en el conjunto de España. En concreto, un 53 por ciento de los jóvenes de Navarra estarían dispuesto a cambiar de país para conseguir trabajo, frente al 65 por ciento de las personas de entre 18 y 25 años de España.

Los navarros también encuentran dificultades para el retorno. "Muchas veces se potencia la movilidad mediante becas y ayudas, pero no el retorno, por lo que se pierde un talento que no repercute en Navarra", ha explicado Txomin Turrillas.

Según el estudio, la mayoría de las personas manifiestan abiertamente que quieren volver, pero no saben cómo, con qué trabajo y en qué condiciones. "Predomina un sentimiento de miedo a volver porque las expectativas son malas a corto plazo", añade el estudio.

Además, expone que "las empresas navarras, las entidades y los centros educativos y de investigación no son capaces de atraer y retener el talento necesario para el desarrollo de Navarra".

PROPUESTAS

UGT considera que "retener y captar el talento necesario para el desarrollo de Navarra exige que la Administración planifique una estrategia de movilidad internacional para optimizar recursos y acciones, y que realice un diagnóstico de las necesidades de formación del talento, en función de áreas prioritarias de Navarra y por perfiles profesionales, para aprovechar con la mayor rentabilidad posible el conocimiento que se adquiere en la emigración y que se puede transmitir a la vuelta".

Asimismo, cree que es "imprescindible" mejorar el sistema educativo y formativo para "desarrollar competencias lingüísticas desde la base educativa, por un lado, y mantener una constante interacción con las necesidades reales de las empresas, por otro".

Por otra parte, UGT ve "fundamental" crear un servicio público que identifique a los profesionales que se hallan en el extranjero y quieren volver a Navarra, para informarles en cada momento de las ofertas de empleo y realizar una labor de intermediación entre la empresa y la persona.

"Estas personas deberían contar con un apoyo económico y profesional en el periodo de transición hasta la búsqueda de empleo y residencia, un plan de acogida hasta que se adapten a su nueva situación", añade.

Consulta aquí más noticias de Navarra.