El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Íñigo de la Serna, ha reclamado este martes que las Comunidades Autónomas asuman el "mismo grado de compromiso" que establecerá la reforma local para los Ayuntamientos y que, de este modo, las administraciones autonómicas se apliquen los mismo criterios de eficiencia y ahorro que fijará para las entidades locales. Ha asegurado que solo se planteará la prestación de servicios desde el sector privado si son una mejora para los ciudadanos.

"En este documento hay compromisos muy fuertes. Entendemos que este camino no puede abordarse en solitario", ha manifestado el también alcalde de Santander durante una rueda de prensa en la sede del FEMP, en la que ha matizado que las CC.AA. debería "actuar con la misma contundencia y responsabilidad" que los Ayuntamientos y aplicar en sus administraciones algunas de las medidas que establecerá la reforma de la ley de bases de régimen local.

En este sentido, De la Serna ha señalado que al igual que harán los Ayuntamientos cuando termine el trámite de la ley y entre en vigor, las Comunidades deberían establecer límites en el número de cargos eventuales, de diputados con dedicación exclusiva y en las retribuciones salariales de los dirigentes y trabajadores de la administración, así como mejorar la eficiencia de los servicios que presten y de las empresas públicas encargadas de proporcionarlos.

"No sería lógico, coherente ni entendible que todo este proceso lo abordaran sólo los ayuntamientos siendo éstos tan Estado como lo son las Comunidades Autónomas", ha señalado.

Asimismo, ha matizado que la forma de aplicar estas mismas medidas en el ámbito autonómico no le corresponde proponerla a la Federación y ha recordado que, al margen de que puedan asumir estas recomendaciones de forma voluntaria, el Gobierno "ya tiene abierta una vía" con ellas en la que "ya se está trabajando". "Pero es necesario hacerlo. Se trata de equidad y justicia a la hora de aplicar las medidas", ha remachado

"momento histórico" para el municipalismo

Por otra parte, De la Serna ha alabado que el informe aprobado el pasado viernes por el Consejo de Ministros confirma que se trata de la "reforma más profunda de la Administración Local desde el inicio de la Democracia" y que el avance que se ha conseguido desde el documento presentado en julio es "muy significativo". "Tenemos que hacer una valoración muy positiva de lo fundamental de la ley", ha señalado para añadir que supone un "momento histórico para el municipalismo".

No obstante, ha anunciado que será mañana en la Junta de Gobierno de la Federación cuando las diferentes fuerzas políticas representadas en la FEMP traten de alcanzar una posición común, aunque De la Serna ya ha avanzado que hablar de "un acuerdo político global es algo utópico" y que previsiblemente conseguirán alcanzar "acuerdos parciales".

Asimismo, ha señalado que una vez eliminada "la barrera" que suponía la pretensión inicial del Gobierno de reducir el número de concejales, la posibilidad de alcanzar acuerdos entre las distintas fuerzas políticas representadas en la FEMP es más viable. "Vamos a tener la mano para intentar llegar a un acuerdo en la posición que le vamos a trasladar al Ministerio", ha confirmado.

De este modo, ha manifestado que espera que en lo que se refiere al ámbito competencial —el aspecto "más importante" de la reforma, a su juicio— consigan acordar una "posición común". "Al margen de que haya aspectos de carácter partidista, en lo que es la reforma del ámbito competencial deberíamos hacer un esfuerzo", ha apostillado.

"Por fin se atienen a algo que hemos reclamado siempre que es la asunción por parte de las Comunidades Autónomas de las competencias que no nos corresponden. Esto tiene que ser aplaudido por las entidades locales", ha alabado, para añadir que en este aspecto es especialmente importante el avance que se da en la clarificación de las competencias relativas a servicios sociales, ya que se trata de una de las principales reivindicaciones de las entidades locales.

Asimismo, ha destacado que también es fundamental el mecanismo que se establece en la reforma para regularizar la delegación de competencias de las Comunidades Autónomas a los Ayuntamientos. "El Ministerio atiende las tres cuestiones planteadas por al FEMP: la estabilidad temporal, el que tiene que haber una aceptación por parte del municipio, y que se garantice la financiación al 100%. El cierre que se da es perfecto", ha valorado.

No obstante, en este apartado ha informado de que en las reuniones que se sucederán a continuación para seguir perfilando la reforma, la FEMP tiene intención de abordar dos cuestiones que a su juicio deben ser incluidas. La primera de ellas versa sobre el hecho de que los costes de limpieza, mantenimiento y conservación de los colegios sean asumidos "por quien va a realizar la gestión", y la segunda sobre la necesidad de incorporar dentro de las competencias propias aquellas acciones que tienen que ver con las ciudades inteligentes y potenciar el uso de tecnologías.

Por otra parte, también se ha felicitado de que con la nueva norma las entidades locales menores y las mancomunidades no vayan a quedar disueltas automáticamente sino que habrán de presentar sus cuentas y evaluar sus servicios como el resto de Administraciones para cumplir con los criterios de eficiencia, así como de que el nuevo papel que se les otorga a los interventores municipales no pase por informar "sobre factores de oportunidad y conveniencia" sino sólo sobre fiscalización del gasto.

No se fomenta la corrupción

Asimismo, están muy satisfechos con que no se vayan a reducir concejales, con que se haya establecido un marco homogéneo de retribuciones, como ellos ya habían planteado, con que se limite de forma, a su juicio, "sensata" el número de concejales con dedicación exclusiva, y que se reduzca el numero de trabajadores eventuales.

Preguntado sobre si, como se ha advertido desde algunos sectores, la reducción del numero de concejales y alcaldes con retribución pueda fomentar la corrupción en las corporaciones locales, De la Serna ha señalado que este asunto no tiene que ver con esta ley, al tiempo que ha defendido la "vocación de servicio público" de quienes se dedican a la política.

Sobre el método de cálculo que quiere desarrollar Hacienda para fijar un coste estándar para cada servicio que prestan los Ayuntamientos, De la Serna ha explicado que la FEMP tiene intención de dar su opinión sobre este asunto incluso antes de que se celebre al Comisión Nacional de Administración Local (CNAL), en la que le trasladarán al Ministerio la posición conjunta y las valoraciones de la Federación.

El informe,

Solo "el primer paso"

Asimismo, ha manifestado que la cifra de ahorro de 7.129 millones que supondría la reforma y que ofreció el Gobierno el pasado viernes se acerca "mucho más" a la que maneja la FEMP que la estimada en julio de 3.500 millones de euros.

Preguntado sobre el hecho de que el proceso de reforma abra la puerta a la iniciativa privada, según explicaron ayer fuentes del Ministerio de Hacienda, De la Serna ha recordado que la posibilidad de la gestión indirecta de recursos ya existe ahora. Además, ha asegurado que la ley premiará la gestión directa y sólo planteará la posibilidad de la prestación de servicios por parte del sector privado cuando "suponga una mejor para el ciudadano".

Por último, ha recordado que la ley "aún tiene un recorrido importante" y que el informe presentado el viernes es sólo "el primer paso administrativo oficial". "Queda un importante trabajo por hacer. El proceso no ha hecho sino empezar", ha advertido.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.