El presidente de la CEOE, Juan Rosell, ha señalado que "creo que hemos de acabar con el pesimismo, a pesar de que hay muchos datos para ser pesimista" pero ha recalcado que "hay datos para ser optimista y eso es lo que debemos transmitir a los empresarios".

Rosell, que no ha obviado, la "difícil" situación que España está atravesando ha hablado de las oportunidades de futuro en positivo, durante su participación en Huesca de los actos del 35 aniversario de la Confederación de Empresarios Oscense.

El presidente de la patronal ha basado su optimismo en la exportación que se realiza en España y ha manifestado que "hay datos importantes de creación de empresas cada vez más grandes y que cada vez exportan más y es que el tema de la exportación en los últimos tres años ha ido muy bien".

Rosell se ha congratulado de que "somos de los países europeos que más estamos exportando y si ese dato no lo ponemos en valor y lo explicamos lo suficiente nos estaremos equivocamos y si nuestra balanza corriente hace unos años era muy deficitaria y ahora va camino de ir en positivo y no lo explicamos, también nos equivocamos en no dar este dato".

Ha trasladado que en el año 1990, las exportaciones suponían 15.000 millones de euros y ahora en 2013, suponen 660.000 millones de euros, que representa el 50 por ciento del PIB. En España hay 120.000 empresas exportadoras y para remontar la situación, ha apostado por reestructurar el Estado y legislar menos, además de luchar contra la economía sumergida.

Ha añadido que "intento, que entre todos, pongamos unos gramos de optimismo para que la gente siga tirando del carro y especialmente los empresarios, porque si ellos no tiran del carro, ¿quién va a tirar de la economía?", se ha preguntado.

35 ANIVERSARIO

La Confederación Empresarial de la Provincia de Huesca (CEOS-

Cepyme huesca) ha celebrado este martes el trigésimo quinto aniversario de su fundación con la celebración de un acto institucional presidido por la presidenta del Gobierno de Aragón, Luisa Fernanda Rudi; la alcaldesa de Huesca, Ana Alós; Juan Rosell y el presidente de CEOS-

Cepyme huesca, Fernando Callizo.

Previamente, se ha organizado un acto empresarial en la sede de CEOS

Cepyme huesca, en el que Rosell tras visitar las instalaciones de la Confederación de Empresarios, ha firmado en el Libro de Oro de la Confederación y se ha reunido con la junta directiva de esta organización empresarial.

El acto ha congregado en Huesca a más de 300 invitados entre representantes políticos y empresariales de la comunidad autónoma de Aragón.

"genera y redistribuye riqueza"

En su intervención, el presidente de CEOS-CEPYME Huesca, Fernando Callizo, ha reivindicado el "importante" papel social de la empresa, "dado que genera riqueza y la redistribuye, mediante la creación de empleo y del abono de impuestos, con los que se contribuye de manera importante al mantenimiento de los servicios públicos en general" y ha resaltado la importancia del desarrollo de las infraestructuras de todo tipo, viarias, ferroviarias, hidráulicas, de telecomunicaciones y de polígonos industriales, así como la adecuada formación de los recursos humanos.

Callizo ha informado de que en la provincia de Huesca, en los últimos cinco años, se han perdido 13.000 trabajadores en alta en Seguridad Social y ha añadido que "lo que es más preocupante, han desaparecido alrededor de 1.000 empresas con trabajadores, en el mismo periodo, lo que supone, nada menos que un 10 por ciento de las mismas, circunstancia especialmente grave, pues han desaparecido, además de 1.000 empresas, 1.000 oportunidades de creación de empleo".

En todo este tiempo, Callizo ha destacado que también se ha reducido el número de autónomos "en alrededor de 2.000, lo que supone un 10 por ciento de disminución".

En este punto, ha dicho esperar y desear "que las nuevas medidas que el Gobierno de la Nación está tomando, vayan dando el fruto esperado en el menor plazo de tiempo posible".

A su parecer, "si fomentamos la actividad económica, lograremos absorber el elevado nivel de desempleo que ocasiona un desasosiego generalizado, que se traduce en una desconfianza enorme por parte de los consumidores, que al no gastar dificulta el movimiento de nuestra economía".

Contención del déficit

Por su parte, la presidenta del Gobierno de Aragón, Luisa Fernanda Rudi, ha reiterado el compromiso con la contención del déficit y el gasto publico para remontar la situación.

También ha resaltado el compromiso de trabajar para potenciar ejes estratégicos como la industria, la automoción, la nieve y la agroindustria en nuestra comunidad.

"Creo que hablar de reforma o de declive es una breve síntesis de lo que hay que hacer en España y de lo que se está haciendo en España. Sólo desaparece lo que no se reforma y sólo pervive y avanza lo que se reforma. Eso es una máxima que todos deberíamos mantener", ha opinado.

En el acto también ha participado la alcaldesa de Huesca, Ana Alós, quien ha destacado el papel de los empresarios como motor para crear empleo.

Alós ha reafirmado el compromiso del Ayuntamiento de Huesca en su labor de acompañamiento para fomentar la actividad y ha mostrado orgullo por las empresas altoaragonesas, que no se rinden en tiempos de crisis. "Son ustedes, los empresarios y empresarias, quienes tienen en su mano la posibilidad de generar empleo, de crear riqueza y, en definitiva, que nuestra sociedad pueda ser mantenida en el tiempo y pueda crecer", ha indicado.

Rosell, Callizo, Rudi y Alós han sido recibidos por miembros de la Cumbre Social de Huesca con una sonora pitada y con pancartas en las que se leía 'El próximo parado que sea un diputado' o 'Vuestra corrupción son nuestros recortes' y "Esta fiesta se paga con la extra".

DISTINCIONES

Por otra parte, CEOS-

Cepyme huesca hace entrega de varias distinciones de honor. El presidente de la patronal oscense, Fernando Callizo, recibe la Insignia de Oro y Brillante, mientras que las Insignias de Oro recaen, este año, en el presidente de la Asociación de Empresarios de Limpiezas de Edificios y Locales de la Provincia de Huesca, Ramón Cosculluela; el presidente de la Asociación Provincial de Pasteleros y Confiteros de Huesca, Manuel Lorés; el presidente de la Federación Empresarial de Transporte por Carretera de la Provincia de Huesca, Wenceslao Jara; el vicepresidente de Ceos-Cepyme Huesca, Roberto Carrera Ballarín; y el presidente de la Asociación Profesional de Empresarios Instaladores de Fontanería, Calefacción y Afines de la Provincia de Huesca y Presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Huesca, Manuel Rodríguez Chesa.

La Confederación entrega cada año las insignias de oro a aquellos presidentes que durante el último ejercicio han sido elegidos para su cargo o a aquellos, que por otras razones, todavía no se les había entregado.

La Insignia de Oro y Brillantes es concedida, única y exclusivamente, a aquellas personas que ostenten el cargo de Presidente de Ceos-Cepyme Huesca y las Insignias de Oro son concedidas a los presidentes de organizaciones empresariales integradas en la confederación y a los vicepresidentes, que en el ejercicio de su mandato, todavía no han recibido tal distinción.

CEOS-

Cepyme huesca

La Fundación de la Confederación Empresarial de la Provincia de Huesca se remonta al 2 de noviembre de 1977, fecha en que 18 empresarios altoaragoneses firmaron el acta de constitución cuyo primer presidente fue Carmelo Cepero Romanos.

A partir de ahí, la Confederación inició su andadura hasta agrupar, en la actualidad, a 50 entidades empresariales. CEOS-

Cepyme huesca, que es su actual denominación tras la fusión de CEOS con

Cepyme huesca en diciembre de 2002, integra en la actualidad a 6 federaciones empresariales, 56 asociaciones empresariales y 70 empresas directamente asociadas.

Consulta aquí más noticias de Huesca.