Logo del sitio

Formigal es grande y divertida

  • Tiene la mayor infraestructura de nieve de Aragón: 137 kilómetros y 101 pistas.
  • Entre las novedades de la temporada se encuentra el 'tobogganing'.
  • En la zona del Valle de Izas-Sarriosen se puede ir en trineo de perros.
  • Desde un masaje con bálsamo de oro hasta ir en trineo de noche: todo es posible.
'Snowboard' sobre la soleada pista de Formigal.
'Snowboard' sobre la soleada pista de Formigal.
Formigal.com

La estación de esquí más grande del Pirineo aragonés apuesta por una oferta lúdica y deportiva integral, pensada para aprovechar el tiempo al máximo. Desde un masaje con bálsamo de oro hasta deslizarse en trineo en plena noche: todo es posible en Formigal. De regalo, ofrece la belleza natural del Valle del Tena.

La estación de Formigal puede presumir de tener un balneario urbano en el corazón de los Pirineos. El centro Spa Aguas Limpias permite a los esquiadores recuperarse de una dura jornada de actividad física de una manera singular.

Antes del rato de tertulia frente a una bebida caliente, no hay nada como haberse relajado en la sauna o haber tomado una ducha bitérmica. El balneario permite muchas otras alternativas, desde la fuente de hielo hasta tratamientos reconfortantes con oro, gemas o, incluso, vinoterapia.

La mayor de Aragón

Esta clase de servicios son los que diferencian una estación como esta. Claro que, además, Formigal puede presumir de ofrecer la mayor infraestructura de nieve de Aragón, con un total de 137 kilómetros y 101 pistas. El aficionado al esquí encuentra todo lo que busca, sin olvidarse de facilidades para las excursiones con raquetas de nieve, las pistas para realizar snowbike y un completo snowpark.

Entre las novedades de la temporada, se encuentra el tobogganing. La actividad es ciertamente estimulante. Una vez entrada la noche, se asciende en el telesilla de Sallent hasta la Trattoria Cantal, en plena estación. Después de cenar, se pasa a un descenso de 2,5 kilómetros por una pista perfectamente iluminada a lomos de un trineo de madera. Al final del descenso, nos espera el local Marchica, un centro de animación nocturna de Formigal. Allí el ajetreo es diario, con fiestas temáticas y con la actuación de reconocidos disc jockeys.

Trineos de perros para toda la familia

También llama la atención, sobre todo de los más pequeños, la posibilidad de bautizarse, en compañía de la familia, en el trineo de perros. Los trineos son, teóricamente, de fácil manejo y siempre se cuenta con la ayuda de un guía experto. Los circuitos se realizan en la zona del Valle de Izas-Sarrios (tel.: 689 488 826).

Todo esto se realiza en un entorno de gran belleza: el Valle de Tena. Es un destino especialmente indicado para los amantes del arte en general y de la arquitectura románica en particular. Se pueden realizar varias rutas por la comarca del Alto Gállego, como la que parte de Sabiñánigo, que incluye los museos y centros de arte de Serrablo y Larrés.

A la hora de ponerse a la mesa, los restaurantes locales combinan la cocina de montaña con la tradición aragonesa. Dos ejemplos son las migas con uva y tomate y el melocotón con vino viejo Sopetas. Si hay que decidirse por algún restaurante, en Sallent de Gállego se encuentra Koldo, representación de la mejor cocina vasconavarra. En Tramacastilla de Tena, en un cuarto de hora en coche si no hay problemas con el tiempo, el restaurante El Privilegio ofrece platos de autor con una base sencilla pero sabrosa: las carnes y hortalizas del Alto Aragón.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento