Las organizaciones empresariales, CEOE Teruel y CEPYME Teruel, han reclamado celeridad en la puesta en marcha del Fondo Especial de Inversiones de Teruel (FITE) 2012, así como la firma del FITE 2013.

Ambas organizaciones empresariales turolenses han solicitado, además, el pago de las deudas que las administraciones públicas mantienen con sus proveedores, como medida "fundamental para mantener el flujo económico necesario para la conservación del tejido empresarial".

Tras las reuniones de sus órganos de gobierno, ambas organizaciones empresariales han puesto de manifiesto la "difícil" situación por la que están atravesando las empresas turolenses, acuciadas fundamentalmente, por la falta de liquidez y de financiación.

Los directivos de ambas organizaciones han acordado, por unanimidad, solicitar la puesta en marcha de los proyectos previstos para su ejecución en el FITE del año 2012, "con el objetivo de que estas inversiones públicas puedan regenerar nuevamente parte de la actividad económica turolense, que se encuentra en la actualidad prácticamente estancada", según el presidente de CEOE Teruel, Carlos Mor.

Los empresarios reclaman el inicio con la mayor celeridad posible, de todas las actividades económicas comprendidas en las partidas que se contemplan en el FITE de 2012, así como una mayor concreción de las subpartidas en las que éstas se dividen, "pues muchos de los proyectos que los agentes sociales hemos venido demandando durante los últimos años, aparecen recogidos en grandes partidas, pero desconocemos hasta el momento, y al detalle, los proyectos que se desarrollarán", han detallado en un comunicado.

Desde CEPYME Teruel, su presidente, Enrique Bayona, ha manifestado la preocupación que se constata desde el sector agroalimentario sobre la puesta en ejecución de la partida contemplada para la realización de proyectos agroalimentarios, y para el Jamón de Teruel.

"sector básico"

Bayona ha explicado que "se trata de un sector básico, junto con el turístico, para el desarrollo económico y social de nuestra provincia, y desconocemos, tanto el inicio de las inversiones previstas, como cuáles de todas ellas se iniciarán, y en qué cuantía, a corto plazo".

También se considera como prioritario, por la parte empresarial, que los 6 millones de euros contemplados en las partidas del 2012 para la financiación de las empresas, a través de SUMA Teruel, sean ejecutados con la máxima urgencia.

"Existen proyectos empresariales que cuentan con el visto bueno para obtener la financiación a través de SUMA Teruel, pero que se están viendo retrasados por la no disponibilidad de los fondos previstos en el FITE 2012 para la propia sociedad pública", según Bayona.

Por otra parte, las organizaciones empresariales, han exigido la firma del convenio previsto para el año 2013 del FITE. Mor, ha aludido a "la crítica situación en la que se encuentran las empresas turolenses, lo que hace necesario y vital que la firma del FITE 2013 no se demore, como ha ocurrido este pasado año, varios meses más".

A su parecer, "sería de un gran alivio para nuestro tejido empresarial que se pudieran invertir en estos próximos 11 meses, los 120 millones de euros que comprenderían las partidas del FITE del 2012 y del 2013".

Financiación y liquidez en las empresas

Desde CEOE Teruel y CEPYME Teruel se vuelve a plantear, como destino fundamental de una buena parte del FITE del año 2013, el incremento de las partidas destinadas al mantenimiento de las empresas y los puestos de trabajo de la provincia.

"Los empresarios ni pedimos ni solicitamos que se aumenten las ayudas y subvenciones. Preferimos, y así lo hemos puesto siempre de manifiesto, que se articulen, y se doten convenientemente, los medios necesarios para una adecuada y fluida financiación de las empresas. Resulta fundamental para mantener el tejido empresarial y el empleo, por eso pedimos una vez más, que se incrementen las partidas destinadas a medios financieros como SUMA Teruel, y a la generación de microcréditos que ayuden a la creación de nuevas empresas", ha puntualizado Carlos Mor.

Por otra parte, para los empresarios turolenses resulta "fundamental" a día de hoy, para garantizar la subsistencia de muchas de las empresas, "agilizar" el pago de las deudas que la administración mantiene con buena parte de sus proveedores, pequeñas empresas en la mayoría de los casos.

"No es de recibo que se embargue a un empresario por una deuda que mantiene con un ayuntamiento por un importe de unos 400 euros, cuando ese mismo ayuntamiento le adeuda varios miles de euros en facturas pendientes de cobro", tal y como ha manifestado el secretario general de ambas organizaciones, Sergio Calvo.

Consulta aquí más noticias de Teruel.