El concejal de Hacienda y Gestión del Ayuntamiento de Córdoba, José María Bellido, ha manifestado este martes que es "inmensamente difícil" que la administración local pueda cobrar la deuda de unos 40 millones de euros del empresario, concejal municipal y líder de Unión Cordobesa, Rafael Gómez, por las sanciones urbanísticas acumuladas, la mayor de ellas, unos 24 millones por la construcción sin licencia de las naves de Colecor.

En una rueda de prensa para presentar la nueva web del Consistorio, el edil ha explicado que es "difícil" el cobro de dicha deuda, "porque la situación en la que nos encontramos los expedientes es que tiene pocos bienes trabados de embargo por las cuantías de esas deudas", por lo que "tiene un valor insuficiente para poder saldar la totalidad de la deuda".

Entretanto, ha comentado que si los ciudadanos han votado a Rafael Gómez en las elecciones municipales "está absolutamente legitimado para estar sentado" en el Pleno del Consistorio, pero, a su juicio, "no deja de ser chocante y triste que el mayor deudor del Ayuntamiento de Córdoba, sea a su vez el jefe de la oposición".

Esta situación, como señala, "a cualquier ciudadano de cualquier otra ciudad le chocaría", de modo que Bellido cree que "difícilmente se repetiría en ninguna otra ciudad que no fuera esta".

Consulta aquí más noticias de Córdoba.