Caja Inmaculada (CAI) inaugurará este miércoles en la Sala CAI Luzán de la capital aragonesa una exposición homenaje al artista Antonio Fernández Molina (Alcázar de San Juan (Ciudad Real) 1927-Zaragoza, 2005).

La muestra reúne una selección de dibujos en tinta china, pinturas de técnicas y soportes variados y una selección de libros escritos e ilustrados por el autor a lo largo de su vida, que representan sus diferentes etapas creativas. Las obras han sido cedidas por la familia del pintor para este evento.

Los 30 dibujos seleccionados, realizados en tinta china sobre papel, son excepcionalmente grandes para lo que era habitual en la producción de Fernández Molina. Lo mismo sucede con las 25 pinturas, todas ellas de gran formato. Forma parte destacada de esta antológica una colección de siluetas de peces de madera, así como una obra realizada sobre una pizarra de colegio.

No existe en la exposición un orden cronológico de la obra aunque sí están presentes sus etapas artísticas más sobresalientes: desde sus trabajos abstractos y surrealistas de mitad del siglo XX, en los que se percibe la influencia de Arshile Gorky, Grupo Pórtico, Joan Miró Paul Klee y Michaux, hasta sus creaciones figurativas de los años setenta.

Como complemento a la exposición, el día 13 de febrero se proyectará el documental 'A. F. Molina, un poeta incómodo', donde, a través de los testimonios de sus amigos, se da a conocer la trayectoria vital y artística de este artista que residió los últimos 40 años de su vida en Zaragoza.

La muestra permanecerá abierta en la Sala CAI Luzán (paseo de la Independencia, 10) hasta el viernes 8 de marzo. Podrá visitarse todos los días de la semana, de 19.00 a 21.00 horas, excepto festivos. La entrada será libre.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.