El vicepresidente económico del Govern, Josep Ignasi Aguiló, ha destacado que gracias a las políticas implementadas por la administración autonómica, la deuda de las familias de Baleares se ha reducido un 4% en 2012, lo que les permitirá activar el consumo de forma "seria, permanente y sólida y no en base a ocurrencias zapateristas", ha espetado.

Así lo ha apuntado en respuesta a una pregunta parlamentaria formulada por el diputado socialista Antonio Diéguez, quien ha reclamado a Aguiló su opinión sobre la subida de impuestos, una fórmula impositiva que el socialista ha criticado, porque "va en contra de la economía productiva".

"No tiene ni idea hacia dónde va. En 2012 dijo que los impuestos lastran la economía y en 2013 asegura que más impuestos mejoran la economía", le ha reprochado Diéguez al vicepresidente, quien ha defendido, por su parte, que "el conjunto" de la política que está aplicando el Govern "es la que secará a Baleares de la situación en la que ustedes la dejaron".

Diéguez ha tildado de "descabellados" los nuevos impuestos, "como el que obliga a las empresas de 'rent a car' a pagar entre 3 y 9 euros por cada coche alquilado sin conductor porque contamina. Contamina si va sin conductor, si va con conductor ya no contamina. Son los misterios del señor Aguiló", ha ironizado al respecto.

En este punto, el diputado socialista ha alertado al conseller de que "las empresas de las Islas no sólo no están de acuerdo con los nuevos impuestos, sino que están huyendo de Baleares y tributarán fuera y, además, están haciendo notorio que se van por su culpa", ha recriminado. "Es usted el Atila de la economía, donde usted legisla no vuelve a haber a haber empleo", ha añadido.

Con todo, Aguiló ha respondido que Baleares "necesita recuperar equilibrios que se rompieron durante los dos mandatos del Pacte, en los que esta Comunidad salió peor de cuando entró, tanto en materia de PIB como de empleo".

Así, el responsable de las cuentas de la Comunidad ha remarcado la necesidad de "reducir el déficit para que después se pueda reconducir la economía y el consumo", al tiempo que ha añadido que "los impuestos intentan reducir la brecha del déficit más deprisa".

Por su parte, el portavoz adjunto del PSIB, Vicenç Thomàs, también ha realizado otra pregunta a Aguiló sobre esta cuestión, y le ha acusado de "exprimir a los ciudadanos" a través de unos impuestos "que no es medioambientales ni son neutros, sólo son regresivos y con una única finalidad recaudatoria".

"No le preocupa que nuestras familias tendrán unos gastos superiores a 400 euros al año por los nuevos impuestos de bebidas", le ha preguntado Thomàs al vicepresidente económico.

"Su política económica tiene tanta credibilidad como el señor Rajoy", ha espetado el diputado socialista, quien ha acusado al Govern de crear impuestos "defraudadores como Bárcenas".