Los vecinos adjudicatarios de una promoción de 583 viviendas de protección oficial (VPO) junto al Polígono Aeropuerto de Sevilla Este que iniciaron hace este lunes una semana una acampada indefinida ante el Palacio de San Telmo en Sevilla, sede de la Presidencia del Gobierno andaluz, han convocado para este martes distintas acciones de protesta para exigir la finalización de las obras de dichos inmuebles, iniciadas en 2008 y que debían haber estado concluidas en 2010.

En concreto, un portavoz de la asociación de vecinos 'Isbylia 538VPO', en la que se integran las personas que protagonizan esta acampada, ha explicado a Europa Press que este martes a las 9,00 horas se llevará a cabo una concentración ante San Telmo, en apoyo a los acampados, en el día en que se celebra el Consejo de Gobierno. Además de la concentración, que contará con cartelería y "mucho ruido", se preparan igualmente acciones "sorpresa".

En este sentido, se indica que "de manera extraoficial" se les ha comunicado que desde la Confederación de Empresarios de Andalucía (CEA), promotora de estas obras, se están realizando "gestiones" para satisfacer las demandas del colectivo, pero "de manera oficia sigue sin existir nada de nada".

Sin embargo, advierte de que persisten su acampada mientras no reciban "confirmación oficial" que les garantice que se van a terminar las obras, ya que, según han lamentado, "no es la primera vez que se les dice que el asunto está resuelto y luego se descubre que no es así", por lo que los vecinos exigen "compromisos avalados por hechos".

Como se recordará, desde la asociación señalan que las obras las promueve la CEA a través de la 'Fundación para el Desarrollo del Sur de Europa', mientras que la constructora que inició las obras, Dolmen Consulting Inmobiliario, "quebró" y pasó a hacerse cargo 'Nazarí'. En este sentido, indican que el problema de la parálisis en las obras es que "la CEA no paga a los proveedores".

Al acampar ante San Telmo, la asociación pretende pedir al Gobierno andaluz que "se comprometa" a ayudar a los vecinos, que proponen que, "según contempla la ley, la Empresa Pública del Suelo Andaluz (EPSA) asuma la gestión de lo que queda de las obras de las viviendas" ya que, según señalan las fuentes, "sólo restan dos o tres meses de trabajo".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.