España, cada vez más intolerante con la inmigración

La sociedad española asocia la inmigración a la delincuencia y el terrorismo, y «se está volviendo cada vez menos tolerante con los inmigrantes».
Son algunas de las conclusiones del último informe europeo sobre La violencia racista.

Según el documento, elaborado por el Observatorio Europeo del Racismo y la Xenofobia, «algunos políticos y responsables de la Policía» han contribuido a reforzar la imagen negativa de los foráneos «mediante sus asociaciones entre la inmigración ilegal y la delincuencia». Esa visión negativa, señala la red europea, está también presente en los medios de comunicación, «lo que contribuye a perpetuar su imagen como criminales». El Observatorio también apunta que la asociación entre la inmigración y el terrorismo se ha visto confirmada con el 11-M.

Además, «existe una creciente violencia racista», aunque faltan datos oficiales.

Los gitanos, los más discriminados

De todos los colectivos, «el gitano es el más odiado», según el décimo informe anual de SOS Racismo, que pide más «valentía política» en materia de extranjería. Coincide en apuntar que la xenofobia ha aumentado en los últimos años.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento