Urdangarin entra al juzgado
El duque de Palma, Iñaki Urdangarin (2-i), custodiado a la entrada a los juzgados de Palma. EFE

Iñaki Urdangarin ha sido citado a declarar de nuevo en los juzgados de Palma el 23 febrero por tres supuestos delitos fiscales: uno del Instituto Nóos por fraude en el impuesto de sociedades en 2007, y dos de Urdangarin por sus declaraciones del IRPF en 2007 y 2008.

El juez instructor del caso Nóos, José Castro, dictó este miércoles un auto de citación después de comprobar que el Duque de Palma usó en el Principado de Andorra, el Gran Ducado de Luxemburgo y la Confederación Suiza, según informaron fuentes del Tribunal Superior de Justicia de Baleares.

Urdangarín deberá presentarse a las 9.30 horas del próximo 23 de febrero, casi un año después de su primer paso por los juzgados. El auto también llama a declarar a su socio, en el Instituto Nóos, Diego Torres, y la mujer de éste, Ana María Tejeiro, para las 11.00 horas y las 9.30 horas, respectivamente, del día 16. en total, el fraude ascendería a 470.000 euros. Precisamente el juez bloqueó a principios de mes 900.000 euros de Torres en Luxemburgo.

Facturas falsas

La comparecencia de Urdangarin es a petición de la Fiscalía, que la solicitó sólo un día después de haber recibido un informe elaborado por la Delegación Especial de Cataluña de la Agencia Tributaria que constata la existencia de "indicios racionales" de delito contra la Hacienda Pública.

El informe señala que el Instituto Nóos se dedujo varias facturas del impuesto de sociedadesprocedentes de las empresas De Goes Center for Stakeholders Management, Lobby de Comunicación, Nóos Consultoría Estratégica y Torres-Tejeiro Consultoría Estratégica, mediante documentos falsos que no responden a servicio real alguno.

Los gastos que Hacienda considera que no podían deducirse suman como mínimo una cuota defraudada de 230.979 euros del impuesto de sociedades de 2007, si bien la Agencia Tributaria advierte de que la cuantía del fraude puede ser más alta si durante la instrucción se detectan más facturas deducidas por el mismo patrón.

Usó una sociedad pantalla

En cuanto a Urdangarin, Hacienda le atribuye dos delitos de fraude superior a 120.000 euros en sus declaraciones del IRPF de 2007 y de 2008, con lo que la cantidad total defraudada superaría los 240.000 euros.

Señala que el duque de Palma facturó a través de la empresa Aizoon varias retribuciones por su condición de consejero en distintas entidades privadas. Hacienda considera que Urdangarin usó la inmobiliaria como "sociedad pantalla" para ocultarse como perceptor de las retribuciones y reducir su tributación de IRPF, deduciéndose gastos no relacionados con su actividad por valor de los citados 240.000 euros y aplicándose un tipo impositivo inferior.

Las facturas por supuesta actividad de asesoría de Aizoon que los técnicos de Hacienda atribuyen a servicios personales de Urdangarin ascienden a 645.453 euros en 2007 y 494.156 euros en 2008 y proceden de las empresas Motorpress Ibérica, Aceros Bergara, Mixta África, Pernod Ricard, Havas Sports France y Seeliger y Conde.

Cinco delitos

El delito fiscal es el quinto por el que están imputados Urdangarin y Torres en esta causa, y se añade a los de malversación de caudales públicos, prevaricación, falsedad y fraude a la Administración.

Urdangarin ya declaró ante el juez Castro el 26 de febrero de 2012, cuando señaló a su exsocio como responsable de las cuestiones contables de Nóos y afirmó que su función era únicamente institucional. Torres compareció ante el juez el 11 de julio de 2011 y defendió la legalidad de los dos convenios firmados por Nóos con el gobierno de las Islas Baleares en 2005 y 2006 por valor de 2,3 millones.

La citación del juez llega al mismo tiempo que se ha dado a conocer que los técnicos de la Agencia Tributaria creen que el duque de Palma defraudó a Hacienda utilizando la sociedad que comparte al 50% con su esposa, la infanta Cristina (Aizoon).