Xunta y sindicatos negocian anular la disposición de los presupuestos que suprime el descanso de 2 días a los laborales

El personal laboral recaba ya el apoyo de la oposición y ve la actitud de la Administración propia de una "república bananera"
Personal Laboral De La Xunta
Personal Laboral De La Xunta
EUROPA PRESS/REMITIDO

La Consellería de Facenda y los sindicatos de la Administración autonómica negocian la anulación de la disposición decimoséptima de los presupuestos gallegos por la que se suprime el descanso de dos días para el personal laboral. De llegar a un acuerdo, en el marco de la negociación que se está realizando con los máximos responsables de las centrales sindicales en esta área, el PPdeG promoverá una enmienda al proyecto de ley que se tramita ahora en la Cámara con el fin de dejar sin efecto esa parte del texto.

Representantes del personal laboral de la Xunta de Galicia se han reunido este martes con los grupos parlamentarios de la Cámara gallega para reclamar la supresión de esta disposición, lo que supone un cambio en el convenio colectivo pactado por ambas partes.

En declaraciones a los medios en los pasillos del Parlamento, el presidente del comité de empresa, Rodolfo Docampo, ha explicado que han pedido a los grupos suprimir una disposición de las cuentas gallegas que "elimina el artículo 19 del convenio colectivo". A su juicio, la Xunta funciona como juez y parte" ante el acuerdo pactado con los trabajadores.

En esta reivindicación ya han encontrado el apoyo de la oposición, pero los populares, que defienden que se está negociando con los sindicatos aunque no directamente con el comité intercentros, apoyarán esta medida sólo si se alcanza un acuerdo en el marco del "diálogo" que "sí está habiendo", según ha avanzado a Europa Press la responsable de esta área del Grupo Parlamentario del PPdeG, Paula Prado.

De esta manera, según ha remarcado la diputada popular, "sí está habiendo diálogo" por parte de la consellería con los sindicatos, pero con el estamento autonómico directamente. "Se está negociando a nivel autonómico", ha indicado Prado, quien ha asegurado que "es probable que haya un indicio de acuerdo".

Concretamente, las negociaciones se centran en garantizar esos dos días de descanso para el personal laboral, estableciendo un máximo de siete días seguidos trabajando, según ha indicado a Europa Press Paula Prado, quien ha confiando en que el acuerdo "es posible". "Si es posible, presentaremos una enmienda para que se siga aplicando el artículo (19 del convenio) a los trabajadores", ha afirmado.

"actúa con la mayoría absoluta"

El presidente del comité intercentros, Rodolfo Docampo, ha recordado que la Administración autonómica firmó un convenio colectivo y que, por lo tanto, vincula a ambas partes. Sin embargo, ha reprochado, "actúa con la mayoría absoluta para eliminar de ese convenio colectivo" un artículo.

"La Administración tiene que negociar nuevas condiciones si considera que los centros de trabajo necesitan una nueva organización, pero usa el rodillo en el Parlamento", ha denunciado Docampo, quien ha comparado esta actuación con la se usa "en las repúblicas bananeras".

"Nosotros nos preguntamos si estamos denunciando las actitudes que puede tener Chávez en Venezuela, Fidel Castro en Cuba, por qué aquí se están usando los mismos argumentos que denunciamos en las repúblicas bananeras", ha cuestionado el presidente del comité intercentros, quien ha incidido en que "se están anulando preceptos del convenio que fueron libremente pactados" y que, por lo tanto, se está saltanto la Constitución.

En peligro puestos de trabajo

Por otro lado, ha advertido de que una de las "consecuencias" directas de esta reforma, dado que se "reorganizará el horario", será que "no se va a contratar a gente" que anteriormente sí se empleaba. En este sentido, ha criticado que se produce un "empobrecimiento de la gente que está en las listas de contratación" y que "no va a ser llamada para trabajar".

El secretario del comité intercentros, Fernán Couto Araújo, ha incidido en que el personal laboral de la Xunta pertenece a todas las categorías profesionales, desde cocineros y limpiadores, hasta médicos, psicólogos, camareros o personal de lucha contra incendios forestales.

Además, Fernán Couto Araújo ha destacado la "responsabilidad" del personal laboral de la Xunta en las negociaciones del convenio colectivo a lo largo de la historia. "Si algo hizo el personal laboral, fue ser responsable", ha remarcado.

Apoyo de la oposición

El apoyo de los grupos de la oposición ha venido explicitado, en el caso del PSdeG, por la parlamentaria Beatriz Sestayo, quien considera que los presupuestos perpetran "la agresión más brutal por parte de un gobierno contra los funcionarios públicos".

Así, ha denunciado que el proyecto de presupuestos "incumple sistemáticamente los compromisos" del presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, con los empleados públicos y busca "empeorar la calidad de los servicios públicos como primera parada en su hoja de ruta para la privatización".

En este sentido, se ha comprometido a presentar una batería de enmiendas a los presupuestos para preservar los servicios públicos y ratificó el "apoyo" a los empleados de la administración frente a las "mentiras" de Feijóo y sus compromisos electorales.

Por su parte, el diputado de Alternativa Galega de Esquerda (AGE) Xabier Ron ha considerado que "lo que se está produciendo es un ataque" a este colectivo para "desregular la jornada laboral", incluso "incumpliendo sentencias" y el "derecho" de los trabajadores al descanso semanal de dos días.

Por ello, esta formación presentará una enmienda para que se suprima esta disposición de los "presupuestos antisociales". "Les damos nuestro apoyo", ha manifestado en declaraciones a Europa Press el diputado de AGE, quien ha denunciado que esta medida es para los trabajadores laborales "la gota que colma el vaso".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento