Las estaciones de Aramón reciben una intensa nevada con más de un metro de espesor

Las estaciones trabajan en pisar la nieve para poder abrir la máxima superficie esquiable en cuanto sea posible.
La estación de Formigal se encuentra hoy cerrada
La estación de Formigal se encuentra hoy cerrada
ARAMÓN

Las estaciones de Aramón en el Pirineo oscense están recibiendo una intensa nevada que ha dejado más de un metro de espesor en cotas altas. Desde la jornada de ayer, tanto Cerler, Formigal, Panticosa como Candanchú han registrado fuertes precipitaciones que están acumulando más de 90 centímetros de espesor en cota 1.800 metros, como es el caso de Formigal o Panticosa.

En Cerler las acumulaciones de nieve superan los 40 centímetros en cotas bajas y los 60 centímetros en cotas altas y continúa nevando. Candanchú también ha alcanzado los 50 centímetros en cotas bajas y el metro en cotas altas.

En Formigal, los espesores superan el metro de nieve en cotas altas al igual que en Panticosa. Ambos centros invernales han permanecido cerrados este martes, pero se está trabajando intensamente en todas las estaciones para pisar la nieve y abrir la máxima superficie esquiable en cuanto sea posible, según han informado desde el Grupo Aramón.

Candanchú ha abierto 7,5 kilómetros esquiables y Cerler, la zona de El Molino con 27 kilómetros esquiables.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento