Una clase en la huerta

El CEIP Joan Miró, en el barrio del Eixample, es desde ayer uno de los cerca de 40 colegios que tienen un trozo de tierra, destinado a un huerto para que 450 alumnos del centro puedan saber «que una patata no sale de un árbol o que una naranja no crece en la tierra».
Mostrar comentarios

Códigos Descuento