El vicepresidente de la Junta y coordinador general de IULV-CA, Diego Valderas, ha asegurado que este miércoles que la reforma laboral del Gobierno de Mariano Rajoy ha dejado a la Junta "prácticamente sin capacidad de actuación", en relación al cierre de la empresa Roca en Alcalá de Guadaíra (Sevilla), que supondrá el despido de 228 trabajadores.

En declaraciones a los periodistas, momentos antes de asistir a la apertura del Congreso Estatal del Sector de Administración Local de CCOO, Valderas ha manifestado que "en otros momentos" cualquier expediente de regulación de empleo o cualquier cierre "tenía necesidad de ser consultado con la Administración más cercana, en este caso la Junta".

"Pero después de la reforma laboral del PP esos instrumentos y posibilidades se han quitado de las manos de la capacidad de acción de la Junta", ha destacado que el vicepresidente.

Asimismo, ha señalado que IULV-CA siempre ha mantenido una "actitud muy clara de confrontación" ante los expedientes de regulación de empleo o todo aquello que pueda representar "que más trabajadores incrementen esa larga lista de desempleo que vive la Comunidad".

Según ha apuntado Valderas, esa posición de confrontación se incrementa en el caso de que dichas empresas pueden demostrar que tienen un mantenimiento de beneficios o una situación de solvencia económica financiera.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.