La noticia de la citación de la concejala del Ayuntamiento de Santiago Rebeca Domínguez para que declare como imputada en el marco de la 'Operación Pokémon' ha sido acogida por las formaciones del hemiciclo gallego con prudencia, si bien el BNG, respetando la presunción de inocencia, pide la "dimisión" como ha hecho esta formación cuando los casos se dieron en sus filas.

En este escenario, el portavoz del Grupo Parlamentario del PPdeG ha recordado el procedimiento que sigue su formación, en aplicación de su Código ético y que, en primer término, pasa por conocer los motivos por los que está imputada.

Tras ello, ha subrayado Pedro Puy, el "partido tomará una decisión", sobre la cual no se ha aventurado a pronunciar puesto que todavía no se conocen los "motivos" de la implicación y toda vez que no entra en el ámbito del grupo parlamentario.

"Hoy mismo el alcalde de Santiago dijo que iban a aplicar el código ético del PP, me gustaría, eso sí, el código ético rígido, no el que permite dejar de ser alcalde y ser concejal", ha manifestado el portavoz del PSdeG en la Cámara, Abel Losada, quien, en todo caso, ha remarcado que "los socialistas son firmes defensores de la presunción de inocencia para todos los imputados".

Así, Losada ha expresado que hay que esperar a ver el recorrido de este procedimiento, pero ha considerado el código ético tiene que ser "conocido, transparente y estable" y "no coyuntural en función de quien sea el afectado".

Beiras recuerda aznar

Por su parte, el portavoz del Grupo Parlamentario de Alternativa Galega de Esquerda (AGE), Xosé Manuel Beiras, ha expresado que a él también le gustaría que se "investigase a los corruptores" de los políticos o también a las "elites" que dirigieron, por ejemplo, las cajas.

Y sobre este caso en concreto, se ha mostrado prudente "sin atreverse" a decir si debe dimitir o no la concejala, porque él nunca se vio en una situación como esa, tampoco en el seno de su formación (fue el portavoz nacional del BNG). "Es muy difícil de calibrar", ha considerado Beiras, ha asegurado que también puede ser un "erro brutal".

"¿Cómo llegó Aznar a la primera plataforma de poder que tuvo para luego alzarse en la Moncloa? Fue en la Comunidad de Castilla y León, y montó una infame trola, denuncia de corrupción, del que era presidente (Demetrio Madrid), del Partido Socialista, que era un hombre honesto", relató Beiras a modo de ejemplo de un caso en el que el mandatario autonómico de entonces "aun sabiendo que era inocente, dimitió por ética".

"Y ahí se encontró con el ascensor libre Anzar, ese corrupto reaccionario, para pegar el salto a una plataforma que luego le valió para crecer en el Partido Popular y acabar en La Moncloa", concluyó el político nacionalista, que para concluir apeló a la necesidad de ser "prudente".

"posición clara del bng"

El portavoz del grupo del BNG, Francisco Jorquera, ha subrayado que su formación tiene una "posición clara" sobre estos asuntos y, tras dejar claro que "una imputación no es una inculpación", ha juzgado que "todo cargo público imputado, por higiene democrática, debe dimitir inmediatamente".

El dirigente nacionalista ha remarcado que el BNG "así lo ha hecho" cuando le ha afectado un caso de este tipo, y también cuando ha afectado a algún socio de gobierno, como en el reciente caso de Lugo.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.