El Ayuntamiento ha remodelado la plaza Donantes de Sangre mejorando las condiciones de conservación del parking. Además, se han solucionado problemas de humedades, repuesto el ajardinamiento y saneado la pérgola de madera, todo ello, con una inversión de algo más de 53.000 euros.

Los concejales de Desarrollo Urbano, Pedro Sáez Rojo, y de Movilidad, Angel Sáinz Yangüela, han visitado esta mañana la plaza Donantes de Sangre, que, como han recordado, "ha sido sometida a unos trabajos de remodelación para solucionar algunos de los problemas existentes fundamentalmente en la zona del aparcamiento".

El Ayuntamiento ha acometido una serie de mejoras tanto dentro de esta instalación como en el exterior de la misma, en la plaza pública que tiene salida a Avenida de la Paz. En concreto, ha invertido 53.053 euros en unas obras que ha ejecutado la empresa local Construcciones Hermanos Rodrigo en dos meses y medio.

Los trabajos han consistido en la creación de una acera perimetral en la jardinera interior, con el objeto de facilitar la salida de agua hacia el interior; la renovación de la red de drenaje perimetral en la jardinera interior para evacuar el agua infiltrada y la eliminación y pavimentación de las jardineras exteriores.

Asimismo, se ha reforzado la impermeabilización mediante tela asfáltica de los encuentros entre muro y forjados y entre el muro y la rampa de acceso. Se ha renovado la red de alumbrado público y saneado y barnizado las vigas de madera de la pérgola y se sellado las juntas entre la pérgola y los muros.

En el interior del aparcamiento, que data de mediados de los 90, se han reparado los daños producidos por humedades, incluso en algunas plazas que permanecen cerradas. En total se han pavimentado 320 metros cuadrados e impermeabilizado 255. La longitud de las tuberías de drenaje renovadas es de 80 metros y la de la red de alumbrado, 50. Se han repuesto 30 metros de césped.

Posible paso a propiedad.

Durante la visita, se ha mencionado también la posibilidad de que las plazas de este aparcamiento que actualmente están siendo utilizadas en régimen de concesión administrativa pudieran pasar a ser de propiedad de los adjudicatarios, siguiendo el camino ya culminado por otros aparcamientos de titularidad municipal.

En este sentido, los concejales han confirmado que sería preciso que los concesionarios de la totalidad de las 251 plazas que tiene este parking se pusieran de acuerdo y solicitaran el cambio al Consistorio.

En ese momento se pondría en marcha el proceso, con los mismos requisitos que han regido en otros estacionamientos construidos por el Ayuntamiento.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.