Josep Fèlix Ballesteros
El alcalde de Tarragona, Josep Fèlix Ballesteros, comunica la votación. EFE

El Ayuntamiento de Tarragona, gobernado en minoría por el PSC, ha enviado una carta al Govern en la que amenaza con embargar a la Generalitat si no paga la deuda pendiente con el consistorio, que supone 15,8 millones.

El Ayuntamiento de Tarragona envió la semana pasada una carta al gobierno catalán en la que le comunicaba que estudiaba embargar al Govern si el ejecutivo autonómico no le abona la deuda contraída y pendiente de abonar desde hace casi dos años.

Floria ha solicitado que se incluya a los ayuntamientos en el Fondo de LiquidezBásicamente, se trata de la factura de los Planes Integrales, que suman prácticamente la mitad del importe, por el servicio de atención domiciliaria y por las guarderías y, según el consistorio, esta situación está originándole fuertes tensiones de tesorería.

Estos 15,8 millones son un 10% del presupuesto total del Ayuntamiento y por eso la teniente de alcalde y portavoz, Begoña Floria, ha señalado que exigirán el pago de los 815.000 euros que ya han superado el periodo voluntario de pago, teniendo en cuenta que no se han atendido los requerimientos efectuados anteriormente.

Floria ha solicitado, además, que se incluya a los ayuntamientos en el Fondo de Liquidez, y ha recalcado que no quieren la confrontación institucional, aunque ha subrayado que la situación es desesperada.

Por su parte, la portavoz municipal de CiU, Victòria Forns, ha criticado esta "política de amenazas" del alcalde, Josep Fèlix Ballesteros, y se ha ofrecido a reunirse con él para establecer un calendario de pagos razonable.

La intención del consistorio con esta medida es cobrar los importes por la vía del embargo según vaya expirando el periodo de pago voluntario y, además, confía en una rápida respuesta del Govern.

Consulta aquí más noticias de Tarragona.