Bingos y casinos pierden cada vez más clientes, que se trasladan al juego 'on line'

  • También caen los ingresos de las máquinas tragaperras.
  • Las apuestas por Internet crecieron un 20% el año pasado.
  • La ludopatía afecta cada vez a jugadores más jóvenes.
Máquinas tragaperras.
Máquinas tragaperras.
WIKIPEDIA

Se puede apostar a cualquier cosa (fútbol, caballos...). Además, no hace falta salir de casa y, si es en grupo, hay gente dispuesta a cualquier hora. Mientras cada vez se juega menos en bingos, máquinas tragaperras y casinos (lo jugado en estos sectores bajó en 2011 un 20,3%, 15,1% y 13,2%, respectivamente), el juego en la Red movió 1.763 millones desde mayo de 2011 (mes en el que se reguló) hasta diciembre de 2011, según la memoria de Loterías y Apuestas del Estado (la primera que incluye datos del juego on line).

Pese a que no hay datos oficiales de años anteriores, el último informe de la Asociación Española de Juego Digital (que engloba a las principales compañías que operan en España) revela que el juego on linecreció un 20% en 2011. Así lo ratifica la memoria de Loterías y Apuestas del Estado, aunque no da datos del incremento.

Cada vez más jóvenes

El crecimiento del juego en la Red se ha convertido en una pesadilla que afecta cada vez a más jóvenes, según las principales asociaciones de jugadores en rehabilitación.

Por el momento, el número de ludópatas sigue siendo el mismo, entre el 2 y el 5% de la población española, pero el porcentaje de menores afectados se ha disparado. "Aún no podemos dar una cifra, pero es un secreto a voces entre los profesionales que cada vez se empieza a jugar antes. De hecho ya no es raro ver a jóvenes de 16 o 17 años en la consulta»,  explica a 20minutos.es  Ángela Ibáñez, psiquiatra del Hospital Ramón y Cajal y miembro de laUnidad de Ludopatía de este centro.

Un incremento que contrasta con los tiempos de crisis en los que vivimos. En este sentido, Ibáñez afirma que la crisis no ha hecho que se reduzca el número de ludópatas. "Ni mucho menos. Lo único que ha hecho la crisis en los problemas de adicción es que se detecten antes. Como las familias no tienen dinero, se dan cuenta antes cuando falta algo", explica.

Aunque la Ley del Juego On Line es de mayo de 2011, fue en 2012 cuando empezaron a operar en España las primeras firmas. Hacienda otorgó 53 licencias para casas de apuestas con el dominio '.es'. Las extranjeras sin licencia aquí deben bloquear a jugadores españoles.

Manuel. Montador de muebles: "Me gusta que la gente sepa que soy ludópata"

"No puedo, soy ludópata". Así de contundente es Manuel si le ofrecen un décimo de lotería por la calle o en una gasolinera. Este joven madrileño lleva años sin jugar a nada, pero sabe el peligro que corre si un día se muestra menos tajante a un ofrecimiento de este tipo. De hecho, en las terapias (a las que acude dos veces a la semana) es de los más críticos con las excepciones. "Si sigues jugando a la consola o con el móvil, volverás a caer. La consola te calma la ansiedad, solo eso. El día menos pensado caerás", le recomienda a un compañero.

Manuel se separó de su pareja por culpa de su adicción. No quiso salvar la relación porque no quería que su ex pasara por el trago de la rehabilitación. Ahora vive con su familia y su madre le controla todas las cuentas, nunca lleva dinero encima y tiene que justificar todos los gastos. "Me gusta que la gente sepa que tengo este problema. Es un sistema de control. Estoy seguro de que si uno de mis amigos me ve jugar, daría la voz de alarma".

Tomás. Tiene 28 años y nunca lleva dinero en el bol-sillo. Hace dos años que su familia le controla las cuentas y tiene que llevar dos móviles para estar localizado. "Es el precio que pago por ser un ludópata en recuperación. Hace años que no juego", dice.

Juan (nombre ficticio): Admite que lleva tres meses sin jugar, pero aún no lo ha superado. "Mi mente me lo sigue pidiendo. Cuando veo un partido de fútbol, veo apuestas. Tengo que quitar la tele cuando ponen deportes y tengo vetado Internet en casa", explica.

Maribel, moderadora de una terapia: Recomendaciones a la novia de un ludópata: "Recuerda que no puede jugar a nada. Ni a la Play ni a las chapas. Tienes que desconfiar siempre. Si te dice que va a casa de sus padres, compruébalo. Si te pide dinero para gasolina, exígele la nota".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento