El parlamentario andaluz y secretario de Organización del PSOE de Huelva, Jesús Ferrera, ha manifestado este miércoles que el anuncio del Ministerio de Agricultura, Alimentación y Medio Ambiente de reanudar las obras de las depuradoras de Doñana, en Almonte y Bollullos "evidencia que el Gobierno del PP era el único responsable de su ejecución y finalización".

El dirigente socialista ha señalado en un comunicado que con ello, "se desmonta la mentira del Partido Popular, intentando buscar culpables cuando la competencia era única y exclusivamente del Gobierno central, que ha vuelto a dejar constancia de su política de crispación y confrontación para eludir todo tipo de compromisos y obligaciones".

Jesús Ferrera ha indicado que, "aunque tarde, estamos asistiendo a una buena noticia que esperemos que no se quede en otro titular y una foto en los medios de comunicación como ya ha sucedido con otras promesas del PP"" y ha exigido al Gobierno central que "actúe ahora con responsabilidad y concluya el proyecto".

El parlamentario socialista ha criticado, no obstante, "que las obras hayan sufrido este retraso inadmisible "por la dejadez de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir, dependiente del Gobierno central". Y ha lamentado "que haya tenido que salir una denuncia pública de los vertidos en Doñana "para que la administración competente se plantee asumir de una vez por todas la responsabilidad que le corresponde".

Jesús Ferrera ha recordado, por último, que las infraestructuras fueron transferidas desde Andalucía al Estado en el año 2011, cuando se encontraban a más del 95 por ciento de su ejecución. "Y, a pesar del tiempo transcurrido, el Gobierno central no había movido ficha, sino todo lo contrario, dejó el proyecto parado", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Huelva.