UGT y CCOO reanudarán este puente festivo de la Constitución las movilizaciones en la red nacional de paradores en contra de las últimas medidas planteadas por la empresa de cerrar total o parcialmente establecimientos y despedir o cambiar el tipo de contrato al personal (de fijos a fijos discontinuos o a tiempo parcial).

El calendario de movilizaciones se retoma el 7 y 8 de diciembre con dos días de huelga general en los 93 establecimientos afectados, incluidos los tres cántabros en Santillana del Mar, Fuente Dé y Limpias.

UGT y CCOO mantienen además los dos días de huelga programados el 31 de diciembre y el 1 de enero, que afectan a unos 4.600 trabajadores, de los que 150 corresponden a las plantillas de los tres paradores cántabros.

Los sindicatos señalan en un comunicado que la última propuesta de la dirección de Paradores implicaría el despido directo de más de 600 trabajadores y la modificación contractual de otros 867 con el cierre total de siete establecimientos y el cierre temporal durante cinco meses de otros 27, entre ellos el de Fuente Dé y el de Limpias.

UGT y CCOO consideran que estas propuestas "desmedidas" de la empresa "podrían suponer el desmantelamiento de la red de paradores y pondrían en serio peligro el futuro de la empresa en su condición actual". Los sindicatos han anunciado su intención de iniciar una campaña para recabar "el apoyo de alcaldes y ayuntamientos con paradores en su municipio".

Asimismo, pretenden "trasladar a los plenos municipales una decisión que puede implicar pérdida de empleo y repercusiones negativas en la actividad económica y turística de cada municipios".

Consulta aquí más noticias de Cantabria.