La mitad del empleo perdido en los hoteles durante la crisis se ubica en Andalucía, con 5.350 empleos menos, según CCOO

Los hoteles en Andalucía han perdido durante la crisis económica, entre 2008 y 2012 un total de 5.350 empleos, lo que supone más de la mitad de la pérdida de empleo a nivel nacional registrada en estos cuatro años, que está cifrado en 10.244, según el informe de coyuntura turística 2008-2012 elaborado por CCOO-A, que precisa que en ese período, el empleo ha descendido un 15,15 por ciento.

Los hoteles en Andalucía han perdido durante la crisis económica, entre 2008 y 2012 un total de 5.350 empleos, lo que supone más de la mitad de la pérdida de empleo a nivel nacional registrada en estos cuatro años, que está cifrado en 10.244, según el informe de coyuntura turística 2008-2012 elaborado por CCOO-A, que precisa que en ese período, el empleo ha descendido un 15,15 por ciento.

Según dicho informe, consultado por Europa Press, donde se hace balance de los últimos cuatro años, el sector hotelero andaluz, al igual que el nacional, "es uno de los pocos sectores productivos que está sorteando la crisis de una manera menos crítica que otros", aunque reconoce que durante este período de tiempo, "han sido muchos hoteles andaluces los que se han visto inmersos en concursos de acreedores, ERE, despidos de personal, reducciones de jornada y/o salarios, así como modificaciones de horarios o turnos".

El sindicato apunta que "en la inmensa mayoría de los casos la adopción de este tipo de medidas, junto a la aplicación de la última reforma laboral aprobada por el Gobierno, ha supuesto una disminución considerable de la cantidad y, sobre todo, calidad del empleo y una nula conciliación de la vida laboral y familiar".

Reconoce que en otros casos, "desgraciadamente estas medidas no han surtido el efecto deseado y ha habido hoteles que no han podido seguir ejerciendo su actividad, viéndose forzados a su cierre".

Según el informe, la media de establecimientos hoteleros durante este período de tiempo ha sido de 2.411, tras lo que apunta que "año tras año, a excepción de 2010, cuando se redujo, ha ido aumentando el número de establecimientos hasta los 2.422 de 2012".

Indica que este año hay 19 establecimientos hoteleros más que el año anterior "pero tenemos menos plazas", algo debido, por un lado "al cierre de establecimientos hoteleros de mayor capacidad y por otro lado los nuevos establecimientos se abren con menor número de camas", asevera el informe. Asimismo, precisa que en la actualidad Andalucía cuenta con 29 establecimientos más que hace cuatro años.

En cuanto al número de plazas, se ha mantenido una media por encima de las 244.000 en este período, aunque en 2012 ha disminuido el número en 1.093 con respecto al año anterior, a pesar de haber aumentado el número de establecimientos. No obstante, en relación con 2008, se ha aumentado el número de establecimientos en 3.491 plazas.

En cuanto al grado de ocupación por plazas, en este período ha rondado el 45 por ciento y ha superado el 52 por ciento en el fin de semana. Estos porcentajes suponen en torno a un cinco por ciento menos en relación con 2008.

El informe apunta que el personal empleado en la planta hotelera andaluza ha estado en torno a las 31.000 personas durante todo este período. CCOO indica que "todos y cada uno de los años desde 2008 ha venido reduciéndose el número de éstos y ha estado entre los 35.305 de 2008 y los 29.955 de 2012, siendo éste el primer año que se baja de los 30.000 empleos".

CCOO ha alertado de la "alarmante pérdida de empleo sufrida, muy superior al porcentaje de pérdida en pernoctaciones" de forma que "mientras las pernoctaciones han caído una media del 5,25 por ciento, en este período de tiempo, el empleo lo ha hecho en un 15,15 por ciento, es decir, el triple".

De esta forma, la caída de empleo en estos cuatro años "hace que en la actualidad contemos con 5.350 empleos menos que en el año 2008, un 15,15 por ciento menos", tras lo que apunta que "a ello añadimos que un porcentaje altísimo del personal empleado no tienen jornada completa y en la mayoría de los casos el trabajo es a tiempo parcial", de forma que, según el sindicato, "la sangría en materia de empleo producida no tiene precedentes en este sector productivo".

Para el sindicato, "hay una sobreexplotación de los trabajadores del sector, así como un aumento de la economía sumergida", lo que supone que "la presumida calidad, de la que se jactan empresarios y administraciones, brilla por su ausencia, con efectos negativos para los clientes en la siempre importante relación calidad-precio-servicio, que sigue empeorando".

CCOO considera que "el primer enemigo de la industria turística andaluza es la política de ajustes y recortes que está imponiendo la derecha gobernante, tanto europea como española, que merma y limita la capacidad de gasto de la ciudadanía".

VISITANTES,

Pernoctaciones y estancia media

Asimismo, analizando el número de visitantes a los hoteles de Andalucía durante estos cuatro años, éste ha sido de 58.128.195, de ellos 35.786.342 corresponden a españoles y 22.341853 a extranjeros, siendo el más álgido 2008, con 15.769.340 visitas.

Apunta que durante todos estos años el número de visitantes españoles "siempre ha sido superior al de los extranjeros, siendo la proporción media de un 63 por ciento y 37 por ciento, respectivamente", aunque reconoce que "esta mayor afluencia de visitantes españoles que extranjeros a los hoteles de Andalucía ha ido reduciéndose año tras año motivada por la paulatina bajada de los primeros y el continuo y constante aumento de los segundos", de forma que a finales de este año "por primera vez en este período, el número de visitantes extranjeros representará más del 40 por ciento del total de visitas".

El informe indica que el año actual sigue esta tendencia "y los visitantes españoles tendrán un decrecimiento superior al 4,5 por ciento con respecto al año anterior, mientras que los extranjeros siguen con su incremento de visitas a hoteles andaluces y este año superarán, por primera vez en este período, los seis millones de visitas, lo que representa un incremento cercano al 3,5 por ciento en relación al año anterior".

En comparación entre 2008 y 2012, se mantiene esa misma tendencia, de forma que en 2012 han visitado Andalucía "un 12,77 por ciento de españoles menos que en 2008, esto es, 1.255.975 de visitantes menos, mientras que los extranjeros aumentan su presencia un tres por ciento más que hace cuatro años". No obstante, el final de este período arroja un saldo negativo de 1.085.141 visitas menos que en 2008 (-6,88 por ciento).

En cuanto a las pernoctaciones en hoteles andaluces, en estos cuatro años han sido de 165.852.276, correspondientes a 91.531.570 efectuadas por españoles y 74.320.706 por extranjeros. El año que más pernoctaciones se produjeron, al igual que en visitantes, corresponde a 2008 con 44.171.550 pernoctaciones. El informe apunta que "en todos y cada uno de los años el número de pernoctaciones de los visitantes españoles ha superado al de los extranjeros, aunque se ha ido reduciendo diferencias".

Comparando el año actual con 2008, mientras las pernoctaciones de los visitantes extranjeros "prácticamente no han sufrido variación alguna, 8.417 más que hace cuatro años, las efectuadas por los españoles sí han tenido un considerable retroceso cercano al 10 por ciento, cifrándose éste en 2.329.210 menos".

Por último, la estancia media de los turistas que han visitado Andalucía durante estos últimos cuatro años ha sido de 2,85 noches, siendo de 2,56 las efectuadas por los españoles y de 3,33 la de los visitantes extranjeros. Si se compara la estancia media producida en 2008 y la de este año, se observa que "mientras los españoles la han incrementado en un 3,70 por ciento, los extranjeros la han disminuido en un 2,76 por ciento".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento