'La Noria'
La madre del Cuco en 'La Noria'. TELECINCO

"Ya es oficial: Telecinco se querella contra mí". Con esta frase, el periodista y bloguero Pablo Herreros, el principal instigador de una campaña que concluyó con la retirada del programa La Noria de la parrilla, confirmaba en su perfil de Twitter que la querella que había interpuesto Telecinco contra él había sido admitida a trámite, como había adelantado a primera hora El País.

Estoy sereno y, sobre todo, tengo la conciencia MUY tranquila Así, el Juzgado de Instrucción número 14 de Madrid ha pedido al bloguero que vaya a declarar el próximo 4 de diciembre.

Herreros está imputado por un delito de amenazas y coacciones  después de que pidiera a los anunciantes que no pusieran publicidad en el espacio televisivo. El bloguero lanzó esta petición porque el  programa había entrevistado a la madre de El Cuco, implicado en la muerte de Marta del Castillo.

"Estoy sereno y, sobre todo, tengo la conciencia MUY tranquila. NO haré declaraciones hasta estudiarlo con mi abogado", escribe Herreros, que también ha publicado un amplio resumen del 'caso La Noria' según su punto de vista.

Desde Telecinco se limitan a asegurar que esperan "el dictamen de la justicia, a la que hemos confiado lo ocurrido", según ha hecho saber un portavoz de Mediaset España.

Un caso polémico

La decisión de Telecinco de entrevistar a la madre del Cuco, imputado por la muerte de Marta del Castillo, desató una oleada de críticas entre la audiencia, que llamó a través de las redes sociales al boicot de los anunciantes de La noria. Estos reaccionaron retirando, uno a uno, todos sus espacios publicitarios del programa, lo que provocó que el espacio presentado por Jordi González se quedara sin anunciantes, un hecho sin precedentes.

El propio consejero delegado de Telecinco, Paolo Vasile, fue quien reconoció ante los anunciantes haberse "equivocado muchísimo" con lo ocurrido en La noria, según recogió entonces Vertele.

Tras lo ocurrido, el responsable de la cadena, en un intento de lavar su imagen, no solo retiró La Noria, sino otros dos espacios polémicos: Enemigos íntimos y Resistiré, ¿vale?.

Jordi González pasó a presentar El gran debate, otro espacio de tertulia revestida de seriedad.