La sala de lo contencioso-administrativo de la sección segunda del Tribunal Superior de Justicia de la Comunitat Valenciana (TSJCV) ha ordenado en un auto al Ayuntamiento de Castellón la elaboración de un Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) "con pleno contenido", aplicando la normativa urbanística vigente, al considerar que el consistorio ha vuelto a "soslayar" el cumplimiento de la sentencia del Tribunal Supremo de 2008 que declaraba "radicalmente nulo" el planteamiento.

De esta forma, el tribunal señala que el acuerdo del pleno del Ayuntamiento de 7 de septiembre por el que se abría un nuevo periodo de alegaciones para subsanar el PGOU del 2000 incumple la sentencia del TS.

El TSJCV pide en su auto la elaboración de un nuevo PGOU "con pleno contenido y teniendo en cuenta el momento en que se realiza", por lo que, según explica la sala, la aplicación de la derogada Ley Reguladora de la Actividad Urbanística Valenciana (LRAUV) no puede ampararse en la Disposición Transitoria primera de la Ley 16/2005, Ley Urbanística Valenciana (LUV), porque el Plan General de 2000 "no existe jurídicamente al haber sido declarado nulo, no tratándose tan sólo de la mera subsanación del trámite de información pública, como resolvió el TS".

El auto declara nulo el acuerdo del Ayuntamiento de Castellón y no tiene por cumplida la sentencia del TS "en sus propios términos" y requiere al consistorio para que, de persistir en la aprobación de un PGOU, lo elabore conforme a la realidad físico-jurídica existente en el momento de acordarla y, por tanto, aplicando la normativa urbanística vigente.

Consulta aquí más noticias de Castellón.