Madonna
Madonna. © Korpa
Organizaciones defensoras de los derechos de los menores de Malawi intentarán evitar que la cantante Madonna adopte a un niño de ese país, ya que consideran que esa adopción es ilegal, informa la prensa británica.

El Comité Consultivo de Derechos Humanos, que agrupa a 67 organizaciones, quiere que el proceso de adopción
se suspenda hasta que se haga una revisión judicial.

Según este grupo, la adopción del pequeño David Banda, de un año de edad, es ilegal porque la cantante no ha vivido nunca en Malawi.

En unas declaraciones a la BBC, el presidente del comité, Justin Dzonzi, señaló que las leyes del país son "claras" en ese sentido porque "si alguien quiere a adoptar a un menor debe permanecer con el niño al menos dieciocho meses para su evaluación".

Por lo que, "si Madonna quiere adoptarlo, tiene que permanecer aquí", agregó.

La cantante y su marido, Guy Ritchie, volvieron el pasado viernes a Londres sin el pequeño David , que espera la tramitación de su pasaporte, después de entregar la documentación pertinente para la adopción ante un juzgado en Lilongwe, capital de Malawi.

La portavoz de la artista, Liz Rosenberg, que confirmó los planes de adopción, explicó que David no pudo marcharse con sus padres adoptivos porque todavía quedaban por solucionar algunos trámites legales.

Hasta ahora, el niño ha vivido en un orfanato en un pueblo cercano a la frontera con Zambia, tras la muerte de su madre por complicaciones en el parto.

Su padre, Yohame Banda, dio el visto bueno a la adopción, según los medios británicos.

La cantante ya es madre de Lourdes, una niña de 9 años de edad que tuvo con el ex preparador físico Carlos León, y de Rocco, de 5 años y fruto de su actual matrimonio con Ritchie.