Diez personas pasan la noche ante la sede de Bankia en protesta por los desahucios

  • Una treintena de activistas prosiguen este martes su protesta y dicen que no se irán hasta que Bankia frene los desahucios y acepte la dación en pago.
  • "Reclamamos el fin de la deuda a perpetuidad que esta entidad quiere imponernos después de quitarnos nuestras casas", afirman los convocantes.
Un grupo de personas, ante la sede de Bankia en Madrid en protesta por los desahucios.
Un grupo de personas, ante la sede de Bankia en Madrid en protesta por los desahucios.
JORGE PARÍS

Una treintena de personas permanecen este martes a las puertas de la sede de Bankia en la madrileña calle de Maestro Victoria —junto a la plaza de Celenque—, para pedir la dación en pago y protestar por los desahucios y la "deuda a perpetuidad" que, según los organizadores de la protesta, los bancos obligan a sufrir a las familias afectadas por los impagos hipotecarios.

Los manifestantes esperan poder acceder al interior de la oficina para entregar 60 solicitudes de paralización de desahucios y pidiendo que Bankia cambia su política y acepte la dación en pago.

Un grupo de diez activistas han pasado la madrugada en el mismo sitio y tienen intención de "quedarse permanentemente", asegura a 20minutos.es un portavoz del movimiento 15-M sobre una protesta que han llamado #RodeaBankia y que está impulsada por el grupo de afectados por hipotecas de Bankia de la PAH de Madrid, con el apoyo de los grupos de vivienda del 15-M de Madrid.

La policía se ha acercado a los manifestantes para realizar una comprobación rutinaria de DNI, pero "sin pedirnos que nos marcháramos", según cuenta María Morán, una peruana de 45 años que ha participado hasta la una de la madrugada en la convocatoria de protesta frente a Bankia y que esta mañana ha vuelto a unirse a la manifestación.  Durante la noche, la presencia policial frente a la sede de la entidad bancaria se limitó  a una furgoneta policial y tres agentes de la Policía Nacional. "Les hemos ofrecido a los agentes una taza de café para pasar la noche con menos frío; nos lo han agradecido, pero no la han aceptado", cuenta María.

María, que lleva 20 años viviendo en España, es una de las afectadas por los más de 400.000 desahucios que se ha producido en España desde 2008. Sobre su vivienda pesa una orden de ejecución hipotecaria para este próximo miércoles. Compró su casa en el año 2006 ("en plena burbuja inmobiliaria", lamenta), pero se quedó sin su trabajo de teleoperadora en una compañía de telecomunicaciones porque se externalizó el servicio hacia Argentina y 60 personas se fueron a la calle. No pudo seguir pagando las letras de su casa en Colmenar Viejo y ya ha agotado el paro. "Ya solo me queda el subsidio de 400 euros para parados de larga duración", explica.

Negociación con Bankia

Mientras busca empleo, María ayuda desde hace un años en la PAH a las personas que buscan apoyo para solucionar problemas parecidos al suyo. Y es una de las 40 activistas que este lunes ha permanecido frente a la sede de Bankia para negociar con la entidad tres puntos: la concesión de la dación en pago, la paralización de los desahucios y fomentar el alquiler social con el parque de viviendas de la entidad.

"Nos hemos reunido por la mañana con un directivo de Bankia, pero nos ha dicho que tratarán los casos de forma individualizada. Pero no es eso lo que pedimos. Queremos que se aplique la dación en pago en bloque, para todo aquel que lo pida", comenta María, que esta noche ha dejado a 15 compañeros en la calle, entre cartones y sacos de dormir, que se quedarán esta noche a hacer guardia en la protesta.

"Reclamamos el fin de la deuda a perpetuidad que esta entidad quiere imponernos después de quitarnos nuestras casas", asegura la PAH en su convocatoria de la protesta, que pretenden hacer permanente hasta que se acepten sus peticiones. Durante la jornada también se han organizado asambleas en la Plaza de Celenque para debatir asuntos como la nacionalización de Bankia o el pago de la deuda bancaria.

El grupo de activistas y afectados por los desahucios se han organizado por turnos y aseguran que no se marcharán de la sede de Bankia hasta que la entidad frene los desahucios, acepte la dación en pago y fomente el alquiler social con su parque de viviendas.

Dentro de media hora, 60 solicitudes de dación de pago, paralalización de los desahucios, 35 personas. Se acercó a nosotros para revisar el DNI rutinaria. Recogen firmas para que Bankia busque una solución al problema de los impagos,  para que puedan recibirla.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento