Afectados por preferentes lamentan la situación de los empleados de Caja Cantabria y culpan al presidente de Liberbank

Los afectados por las participaciones preferentes emitidas y vendidas por Caja Cantabria han afirmado este viernes que lamentan la situación en la que Liberbank, el banco en el que se integra la entidad cántabra, ha colocado a sus empleados, que, "al igual que los clientes, no le importan ni lo más mínimo", y vuelven a culpar al presidente, Manuel Menéndez.
Afectados por preferentes obligan a cerrar oficinas de Caja Cantabria
Afectados por preferentes obligan a cerrar oficinas de Caja Cantabria
EUROPA PRESS

Los afectados por las participaciones preferentes emitidas y vendidas por Caja Cantabria han afirmado este viernes que lamentan la situación en la que Liberbank, el banco en el que se integra la entidad cántabra, ha colocado a sus empleados, que, "al igual que los clientes, no le importan ni lo más mínimo", y vuelven a culpar al presidente, Manuel Menéndez.

La Plataforma de Afectados tacha de "auténtico plan de exterminio" el plan de reducción de costes laborales anunciado por Liberbank, que incluye suspensión de contratos y bajadas salariales para la plantilla, y cree que "quizá en este momento, a los trabajadores de la Caja les resulte más fácil comprendernos cuando hemos manifestado nuestra angustia, irritación y, en ocasiones, impotencia, frente al problema en el que nos han embarcado".

"Esperamos que entiendan que tenemos un enemigo común y que ese enemigo se llama Manuel Menéndez", afirma la plataforma en un comunicado de prensa.

En su opinión, las palabras y hechos del presidente de Liberbank "sólo van encaminados a lograr su perpetuación en el poder al frente del banco, sin importarle lo más mínimo ni clientes, ni empleados, ni nada que no sea, única y exclusivamente, mantener el control sobre una entidad de la que se siente dueño y señor absoluto".

La plataforma de afectados considera que precisamente por esta actitud se ha llegado a la actual situación en Caja Cantabria.

En cuanto al plan de recapitalización anunciado por Liberbank para cubrir los 1.198 millones de euros de déficit detectados (plan que Caja Cantabria ha rechazado apoyar hasta que no tenga información sobre las medidas concretas), desde la Plataforma de Afectados por las Preferentes creen que, "aunque es mejor que nada, no servirá de mucho", porque la Caja es "una gota" dentro de este banco, del que también forman parte Caja Astur y Caja Extremadura.

En cualquier caso, esperan que la negativa de Caja Cantabria a la hora de apoyar el plan se mantenga hasta el día 30 de octubre, fecha prevista para la Asamblea General, "y los consejeros no cambien antes de parecer".

Por otro lado, critican que Liberbank "se esté dando prisa para tratar de solventar problemas recientes, como el agujero detectado en la auditoría de Oliver Wyman hace menos de 15 días, mientras sigue sin mover un dedo a la hora de solucionar deudas pendientes, como la devolución del dinero atrapado en preferentes a sus clientes, pese a que el escándalo por esta estafa se destapó hace ya casi un año".

También reprochan a Menéndez que "quiera poner en venta" parte de la propiedad de Caja Cantabria en la Plaza Porticada de Santander -sede central de la entidad- "para tapar alguno de los boquetes de este barco que se hunde, llamado Liberbank", y reiteran que seguirán con actos de protesta, como el celebrado este jueves coincidiendo con una reunión del Consejo de Administración de Caja Cantabria.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento