Hospital de la Paz
Imagen de archivo del Hospital materno infantil de la Paz. ARCHIVO

Inmaculada lleva 14 meses viviendo a caballo entre su pueblo toledano y el Hospital La Paz, donde desde hace 90 días su hija de 11 años –enferma crónica– permanece ingresada en la UCI pediátrica del centro. "Deberían dejar que los padres decidiéramos libremente si nos quedamos o no junto a nuestros hijos", sentencia esta madre cuando se le pregunta si se quedaría a pasar la noche junto a su pequeña en caso de que el centro lo permitiese. "Yo sí me quedaría", añade otra madre, que minutos después abandona la UCI llorando a lágrima viva al término del horario de visitas.


Camino de 2.000 firmas

Ambas responden así a la campaña que estos días circula por Internet pidiendo al director médico del hospital que "flexibilice" el horario de visitas tanto en la UCI como en la unidad de reanimación (REA) pediátricas. En concreto, los 1.878 padres que hasta el miércoles habían firmado la carta de Change.org denuncian el "desamparo" de los pequeños y el "sufrimiento innecesario" al que se somete a los progenitores. Especialmente porque estos no pueden pernoctar junto a sus hijos.

Está comprobado que los niños mejoran con la cercanía de sus familiares

Algo que no ocurre en los otros cinco hospitales de la región que también tienen UCI pediátricas y en las que en 2011 ingresaron 3.355 niños enfermos. En el 12 de Octubre, Gregorio Marañón, Clínico y Niño Jesús los equipos médicos llevan años apostando por una política de "puertas abiertas" para los padres, incluso por la noche. Solo se les obliga a salir de la Unidad de Cuidados Intensivos "cuando algún paciente tiene una crisis o hay cambio de turno", explicaron los centros. Y en el caso del Ramón y Cajal, este ha decidido sumarse a los que tienen libertad horaria tras inaugurar su nueva UCI, más grande.

Por su parte, desde el Hospital La Paz defienden su política horaria por "criterios médicos" centrados en "garantizar la privacidad de los niños y evitar infecciones".

Mejoras en la recuperación

El horario de una UCI queda a criterio del equipo médico del centro, ya que no existe un protocolo unitario al respecto. En el caso de La Paz, la UCI permite la entrada de los padres de 11.00 a 14.00 h y de 16.00 a 21.00 h. En la REA pueden acceder de 12.30 a 14.00 h y de 19.30 a 21.00 h. Una política que los pediatras consultados por este diario no cuestionan, pero sí puntualizan. "Está comprobado que los niños mejoran con la cercanía de sus familiares", dice la pediatra Reyes Hernández.

Consulta aquí más noticias de Madrid.